Va ASF por funcionarios de Pemex que compraron plantas de fertilizantes sin planear cómo surtirlas
Auditores promueven investigación contra los que no planearon ni realizaron acciones para garantizar el abasto de la cadena de gas natural, bióxido de carbono y urea

La Auditoría Superior de la Federación (ASF) promovió una investigación administrativa dentro de Petróleos Mexicanos (Pemex) contra los funcionarios que no consideraron la disponibilidad de la materia prima necesaria para la operación de las plantas de fertilizantes adquiridas durante la administración de Enrique Peña Nieto.

En la primera entrega de la fiscalización de la cuenta pública 2018, la ASF informó que en la inversión realizada no se planearon ni realizaron acciones para garantizar la producción y abasto de la cadena de gas natural, bióxido de carbono y urea que son indispensables para los fertilizantes.

La falta de gas natural ha provocado paros no programados en otras áreas de Pemex y en mayo de 2018 causó la cancelación de las pruebas de arranque de las plantas de fertilizantes.

El reporte indica que la compra de Agro Nitrogenados y Fertinal eran parte de la estrategia del gobierno de Enrique Peña Nieto para garantizar la producción de un millón de toneladas de fertilizantes al año, pero durante la planeación no se tomaron en cuenta los riesgos de tener un solo proveedor de materia prima ni un mercado alternativo.

Ver: Fotografías de Agro Nitrogenados revelan el “estado crítico” en que la compró Pemex

Ver: Plantas chatarra compradas por Pemex ya sirven, pero no tienen materia prima: Nahle | Entérate

 

MÁS PÉRDIDAS PARA LA EMPRESA

Dentro de la revisión, la ASF halló el reporte de un auditor externo que encontró pérdidas por 212 millones de dólares por el deterioro que sufrieron tres plantas (ácido nítrico, nitrato de amonio y UAN-32) que no recibieron la inversión para ser rehabilitadas, por lo que también promovió una investigación administrativa.

Los auditores promovieron investigaciones contra los funcionarios que pagaron 22 millones 700 mil pesos por el suministro de agua tratada y su tratamiento químico para la planta, pese a que no entró en operación por la falta de materia prima.

Lo mismo sucedió con otros insumos como el nitrógeno líquido, en el que pagaron un millón de pesos.

Dentro de las observaciones realizadas por la ASF destacan irregularidades por la falta de notas de bitácora que describan los trabajos del contrato para “desarrollar la ingeniería, procura y construcción de la rehabilitación de las plantas de urea y otras instalaciones auxiliares”.

Durante 2018, se registraron ingresos por la venta de chatarra por 5 millones 590 mil pesos, pero la ASF encontró que no se documentó que los equipos vendidos ya no servían.

 

ASF fertilizantes by on Scribd








Escribe un comentario

Nota: Los opiniones aquí publicadas fueron enviadas por usuarios de Aristeguinoticias.com. Los invitamos a aprovechar este espacio de opinión con responsabilidad, sin ofensas, vulgaridad o difamación. Cualquier comentario que no cumpla con estas características, será removido.