Bacterias influyen en la formación de huracanes y tormentas tropicales: Científicos de EU
Varios tipos de microorganismos promueven la formación de hielo y gotas, afectando posiblemente nubes y precipitaciones, mientras que otras promueven la congelación
(Foto: Especial)

En la troposfera, de 5 a 14 kilómetros de la superficie terrestre, viven bacterias y hongos, recientemente identificados por investigadores de la Universidad de Georgia, que pueden influir en la formación de tormentas tropicales y huracanes, revela un estudio publicado en la revista PNAS.

“No esperábamos encontrar muchos microorganismos en la troposfera, pues se considera un entorno difícil para la vida“, dijo Kostas Konstantinidis, del Instituto de Ingeniería de Georgia y coautor del estudio. “Sin embargo, parece que hay una variedad bastante amplia de especies, aunque no todas logran sobrevivir en la parte más alta”.

Natasha DeLeon-Rodriguez, titular del estudio, analizó una serie de muestras colectadas por investigadores de la NASA en la troposfera sobre el Mar Caribe y partes del Océano Atlántico, durante y después de los huracanes Karl y Earl en 2010, informó el diario Reforma.

Los análisis indicaron que las muestras contenían 20 por ciento de células bacterianas y hongos, además de sal de mar o polvo. Adicionalmente, encontraron que las comunidades bacterianas son significativamente diferentes entre los dos huracanes, lo que sugiere que este tipo de eventos climáticos pueden llevar a transporte a larga distancia continental de microorganismos.

Algunas de estas bacterias también fueron capaces de metabolizar los componentes de carbono omnipresentes en la atmósfera, principalmente en las emisiones de dióxido de carbono (CO2), el principal gas de efecto invernadero.

Se sabe que varios tipos de bacterias promueven la formación de hielo y gotas, afectando posiblemente nubes y precipitaciones, mientras que otras promueven la congelación, lo que facilita la infección por patógenos.

Es decir, los resultados sugieren que las células microbianas en el aire pueden ser más importantes para la formación de la nube de lo previsto, según los autores.

Aún se desconoce si estos microorganismos viven permanentemente en esa porción de la atmósfera, quizás en las partículas de carbono en suspensión, o si permanecen brevemente tras ser transportados por los vientos desde la superficie del planeta.

(Con información de Reforma)



Temas relacionados:
Estados Unidos
Medio Ambiente



Escribe un comentario

Nota: Los opiniones aquí publicadas fueron enviadas por usuarios de Aristeguinoticias.com. Los invitamos a aprovechar este espacio de opinión con responsabilidad, sin ofensas, vulgaridad o difamación. Cualquier comentario que no cumpla con estas características, será removido.

Si encuentras algún contenido o comentario que no cumpla con los requisitos mencionados, escríbenos a [email protected]