NAIM, un “capricho” en la “peor” zona, que terminaríamos pagando los mexicanos: Reyes Orona
Llama a investigar quiénes son los dueños de los terrenos colindantes al NAIM.
Foto: Tercero Díaz/ Cuartoscuro

El Nuevo Aeropuerto Internacional de México tiene “muchísimas similitudes con el Fobaproa”, en el sentido de que es un “sueño tecnocrático” que va a pagarse en diez, veinte o treinta años, advirtió Gabriel Reyes Orona, experto en temas fiscales y ex Procurador Fiscal de la Federación, quien calificó el proyecto como un “centro comercial con pistas“.

“Se puede construir ahí, sin duda alguna, pero va a ser notoriamente más costoso. México es un país empeñado, lo debemos, sabemos que en este sexenio ha crecido la deuda pública de manera desordenada… Esto va a generar un problema para futuras generaciones porque su mantenimiento va a ser incosteable”, indicó en entrevista para #AristeguiEnVivo.

“Esta obra no incrementa directamente los ingresos públicos en la proporción que se está endeudando el gobierno federal”, señaló y “se está atando de manos a las próximas administraciones por un capricho constructivo en esta área que sin duda alguna es la peor“.

Dividió el problema en tres vectores: el financiero, el de costo y el de transparencia e impunidad.

Apuntó que esta obra no cumple con aumentar los ingresos públicos por lo que anticipó que “no van a poder soportar los montos de endeudamiento de los que está hablando el gobierno federal”.

“Lo que tienen de garantía es la venta posible de los slots”, alertó.

Por ello, consideró que “se va a acabar pagando con impuestos, se va a acabar pagando con contribuciones que van a tener que imponer gobiernos más adelante, porque el gobierno federal mexicano actual no genera los ingresos para poder construir esta obra faraónica“.

Además, recordó que “los costos se han venido elevando de manera escandalosa”, como es el caso de la barda perimetral que se encareció 89% según documentó Aristegui Noticias.

Reyes Orona cuestionó quién y cómo permitió un “endeudamiento gigantesco” sin tener control sobre los ingresos esperados.

“Han endeudado al país de una manera irresponsable”, dijo.

Insistió en que se violenta la Constitución porque el proyecto no incrementa los ingresos públicos del tamaño de la deuda que tiene.

“Son las prisas y la precipitación de generar condiciones para que el desarrollo no se detenga lo que les lleva a pagar una tasa de interés escandalosa… el gobierno no tiene un respaldo financiero para pagar esa tasa de interés”, sostuvo.

Afirmó que “el gobierno no debe endeudarse de manera caprichosa u obsesiva” pues el efecto será que “todos los mexicanos vamos a terminar pagando este capricho“.

“Ahora cada peso que pida el gobierno federal para continuar este proyecto lo vamos a pagar todos nosotros”, precisó.

El ex Procurador Fiscal de la Federación llamó a revisar todo el financiamiento de este proyecto antes de seguir contratando deuda pública, porque “este proyecto está sobreendeudado”.

Actualmente, “se le está dando viabilidad a un proyecto que ya fue financiado por banqueros”, “lo que está haciendo el gobierno es salir desesperadamente a pagar una tasa absurda”.

“Hacer una expectativa de que esto puede ser un detonante de la actividad económica en México es ridículo”, aseveró. “No hay un elemento sólido que permita sostener que va a generar ingresos como país, con una derrama de la que se está hablando”, añadió.

Reyes Orona llamó también a que el próximo gobierno haga un análisis de quiénes son los dueños de los terrenos colindantes al NAIM.

En específico, pidió revisar si las empresas que compraron dichos terrenos están ligadas a los ex secretarios Carlos Ruiz Sacristán y Luis Téllez.

“El negocio quien lo puede hacer es quien haya adquirido terrenos colindantes”, refirió.

“Si los intereses, si las relaciones gubernamentales te llevan a que tiene que ser ahí porque ahí es donde mis amigos compraron, tiene que ser a fuerza donde la prusvalía se va a generar”, expuso.

“¿Por qué en un lugar tan malo es que se empecina el gobierno?”, preguntó.

Agregó que las obras que se han contratado “se pueden hacer en este y en otro lugar, lo que tenemos del aeropuerto es sólo un trazo, lo que tenemos en Texcoco es un mar de tepetate, a lo que se han dedicado es a contratar y contratar empresas”.

El análisis que debe hacer el próximo gobierno consiste en determinar “si existe racionabilidad económica para que la obra la realicen en un lugar donde tenga mayor sentido hacerlo”.

Entrevista completa:



Temas relacionados:
Nuevo Aeropuerto
Sociedad



Escribe un comentario

Nota: Los opiniones aquí publicadas fueron enviadas por usuarios de Aristeguinoticias.com. Los invitamos a aprovechar este espacio de opinión con responsabilidad, sin ofensas, vulgaridad o difamación. Cualquier comentario que no cumpla con estas características, será removido.