Argentina: renuncia ministro de Hacienda y Finanzas - Aristegui Noticias
Argentina: renuncia ministro de Hacienda y Finanzas
Con esta renuncia suman dos cambios en el gabinete del presidente Mauricio Macri, quien aseguró al tomar protesta como mandatario que "tenía el mejor gabinete de los últimos 50 años".

El ministro de Hacienda y Finanzas de Argentina, Alfonso Prat Gay, renunció hoy al cargo que ocupó sólo un año y durante el cual no logró reactivar una economía que está en recesión y que tiene todos los indicadores de consumo, producción e inflación negativos.

Esta es el segundo cambio del presidente Mauricio Macri, quien hace un año, cuando asumió, aseguró que contaba con “el mejor equipo de gobierno de los últimos 50 años”.

Las salidas comenzaron la semana pasada con la renuncia de la titular de Aerolíneas Argentinas, Isela Costantini, quien se fue acosada por las presiones de ajustar la empresa y facilitar el desembarco de compañías extranjeras.

En el caso de Prat-Gay, desde el principio trascendieron las peleas que sostenía con otros miembros del Gabinete y que el propio Macri siempre intentó minimizar.

El problema es que durante la campaña del año pasado y sus primeros meses de gobierno, Macri aseguró que vendría “una lluvia de inversiones”, que sería muy fácil bajar la inflación y que la recuperación económica comenzaría a verse en el segundo semestre de 2015.

Pero se cumplieron los plazos y lo que hay es una recesión del 2.4 por ciento durante los primeros nueve meses del año y la promesa de crecer al 3.0 por ciento en 2017, aunque el Fondo Monetario Internacional (FMI) reduce las previsiones de recuperación a un 2.8 por ciento.

El gobierno se mostró confiado en que la economía mostraría “brotes verdes” al término del 2016, pero la metáfora agrícola no se hizo realidad y lo que hay es una inflación sostenidamente alta que supera el 40 por ciento anual y un endeudamiento récord de 50 mil millones de dólares.

Los datos oficiales del Estimador Mensual de Actividad Económica de septiembre reportaron una caída del 3.7 por ciento comparada con el mismo mes del mes anterior, pero a lo largo de 2016 ya acumula una reducción del 2.4 por ciento.

En términos concretos, este indicador demuestra un estancamiento de la economía y no hay planes concretos para revertir el escenario, sobre todo porque no llegan las multimillonarias inversiones nacionales e internacionales que esperaba el mandatario.

Un estudio del Centro de Estudios Económicos de la Unión Industrial Argentina (UIA) ofrece un panorama más sombrío al calcular que la producción industrial acumula una caída del 5.1 por ciento, es decir, mayor a la que estiman los organismos oficiales.

En el detalle, los sectores más afectados son el de metales básicos, con una reducción del 22.8 por ciento por la menor producción de acero; del 19.6 por ciento en el mercado automotriz y del 13.5 por ciento en la construcción.

La recesión ha repercutido en el consumo, lo que explica que el sector de alimentos, bebidas y tabaco acumule una caída del 7.8 por ciento, mientras que el de gaseosas aumenta hasta un 11.9 por ciento.

La deuda tampoco es una buena noticia, pese a que Prat-Gay celebró el regreso a los mercados internacionales después del largo litigio que el país mantuvo con los fondos “buitre” (especuladores) con lo que el pasado gobierno kirchnerista no alcanzó un acuerdo.

Este año, Macri logró nuevos préstamos internacionales, pero algunos especialistas ya comenzaron a alertar sobre los resultados porque los 50 mil millones de endeudamiento alcanzados este año representan una cifra récord para un país en desarrollo y ya equivalen el 25 por ciento del PIB.

El déficit fiscal es otro indicador negativo, ya que Prat-Gay había asegurado que el próximo año sería del 3.3 por ciento del PIB, pero antes de salir reconoció que sería del 4.2 por ciento.



Temas relacionados:
Argentina



Escribe un comentario

Nota: Los opiniones aquí publicadas fueron enviadas por usuarios de Aristeguinoticias.com. Los invitamos a aprovechar este espacio de opinión con responsabilidad, sin ofensas, vulgaridad o difamación. Cualquier comentario que no cumpla con estas características, será removido.

Si encuentras algún contenido o comentario que no cumpla con los requisitos mencionados, escríbenos a [email protected]