Sudáfrica responde a tuit de Donald Trump basado en información falsa
El país se encuentra en un debate nacional de carácter racista sobre la reforma agraria, para corregir el despojo a los negros de sus tierras.

Debido a un tuit el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, fue exhibido por el gobierno de Sudáfrica, que acusó su falta de información sobre la expropiación de tierras sudafricanas de cultivo y su desconocimiento de la situación que permanece en la nación.

A través de su cuenta oficial en Twitter, Trump pidió a su secretario de Estado, Mike Pompeo, estudiar la expropiación de tierras agrícolas sin compensación y el asesinato de agricultores en Sudáfrica, añadiendo que “el gobierno ahora confisca tierras a los granjeros blancos”.

El comentario desató críticas en Sudáfrica y produjo que el Ministerio de Comunicaciones explicara que el tuit fue en reacción a un informe publicado en un canal de noticias estadounidense.

Sin embargo, la Presidencia sudafricana liderada por Cyril Ramaphosa procuró templar el asunto anunciando que trataría el caso a través de los canales diplomáticos y, por lo tanto, la ministra de Relaciones Internacionales y Cooperación, Lindiwe Sisulu, se reunirá con el embajador estadounidense.

Antes de acordar el encuentro, de acuerdo con el diario sudafricano Business Day, Sisulu describió el mensaje del líder estadounidense como “desafortunado” y lamentó que se base en “información falsa”.

Ecos mediáticos

El comentario cibernético del presidente estadounidense fue transmitido, poco después de un acalorado debate que tuvo lugar ayer miércoles en la Asamblea Nacional Sudafricana sobre la expropiación de tierras entre el presidente de Sudáfrica y varios partidos políticos por la decisión de enmendar el artículo 25 constitucional, en un segmento del programa televisivo Tucker Carlson Tonight, titulado “Confiscaciones racistas de tierras de Sudáfrica”; en él se declaró como un hecho que la Constitución sudafricana ya había sido enmendada y el conductor Carlson ridiculizó la declaración del Departamento de Estado de Estados Unidos sobre tal proceso.

En este sentido, el ministro de Comunicaciones, Nomvula Mokonyane, indicó que es desafortunado que el primer ciudadano de Estados Unidos pudiera decir que Sudáfrica realmente había enmendado su Constitución, cuando el tema a penas se está definiendo claramente, en un intento de solución a la expropiación permitida sin compensación en tierras rurales y urbanas.

En contexto, Sudáfrica se encuentra sumida en un debate nacional de carácter racista sobre la reforma agraria, un proceso legal que busca corregir el legado de décadas de gobierno de la minoría blanca que despojó a los negros de su tierra.

En la actualidad, los sudafricanos de raza negra constituyen el 80 por ciento de la población y sólo poseen el 4 por ciento de la tierra del país, pero la Constitución aún no ha sido enmendada y el gobierno no ha confiscado ninguna tierra agrícola importante, sin embargo, los agricultores blancos temen ser despojados.

“Sudáfrica tiene un gobierno responsable y democráticamente elegido con buenas intenciones para un mundo mejor y más próspero. Estamos preocupados por lo que se percibe”, dijo Mokonyane y afirmó que el país aún está en construcción y el tema de la tierra es muy importante para su futuro y su crecimiento económico.






Escribe un comentario

Nota: Los opiniones aquí publicadas fueron enviadas por usuarios de Aristeguinoticias.com. Los invitamos a aprovechar este espacio de opinión con responsabilidad, sin ofensas, vulgaridad o difamación. Cualquier comentario que no cumpla con estas características, será removido.

Si encuentras algún contenido o comentario que no cumpla con los requisitos mencionados, escríbenos a [email protected]