Los 13 mmdp de las Afores invertidos en el cancelado NAIM están asegurados: Consar
Al comparecer ante la Comisión de Seguridad Social del Senado, Carlos Ramírez Fuentes, presidente de la Consar, escuchó reclamos de la panista Mayuli Latifa Martínez, del PAN, quien dijo que los mexicanos están condenados a retirarse con pensiones de tres mil pesos al mes en promedio.

Integrantes de la Comisión de Seguridad Social del Senado cuestionaron al presidente de la Comisión Nacional del Sistema de Ahorro para el Retiro (Consar), Carlos Ramírez Fuentes, sobre el estado de los recursos invertidos por el organismo en el proyecto cancelado del Nuevo Aeropuerto y el pago de pensiones en los próximos años.

La senadora Gricelda Valencia de la Mora, presidenta de dicho grupo de trabajo, preguntó sobre la garantía que tiene la inversión realizada en el proyecto del nuevo aeropuerto de la Ciudad de México, ante su eminente cancelación.

Ramírez Fuentes respondió que la inversión en el aeropuerto tiene una cláusula de protección, porque no hay inversión sin riesgo.

Recordó que cuatro Afores invirtieron 13 mil 500 millones de pesos, en febrero o marzo de este año, y “en el contrato se estableció una cláusula ante un evento catastrófico, como la cancelación“.

“Se dispuso que para proteger el capital de los ahorradores se iba a activar una cláusula a través de la cual, el TUA, el Impuesto al Uso Aeroportuario, serviría como garantía frente a las inversiones que se realizaron“, explicó.

Por otro lado, el senador Ángel García Yáñez, del PRI, dijo que los informes trimestrales de la Comisión señalan que hay un enorme traspaso hacia las Afores que ofrecen rendimientos menores, lo que resulta ilógico.

Preguntó qué se puede hacer para ampliar la cobertura del Sistema de Ahorro para el Retiro, y cómo el Poder Legislativo podría ayudar a solucionar el problema.

La legisladora Mayuli Latifa Martínez, del PAN, señaló que la población de adultos mayores sigue en aumento año tras año, lo que tendrá serias implicaciones para las finanzas nacionales.

Expuso que el sistema nacional de pensiones registra un serio problema estructural, con el cual los mexicanos están condenados a retirarse con pensiones muy bajas, de tres mil pesos en promedio mensuales.

En su turno, la senadora María Leonor Noyola Cervantes, del PRD, manifestó que a un elevado porcentaje de derechohabientes le da temor, desconfianza e incertidumbre escuchar la palabra Afores “por los malos manejos que se han registrado de sus ahorros, y cuando los afectados acuden a reclamar simplemente se les niega información y nadie se hace responsable”.

Otro problema, señaló, es el bajo salario que reciben los trabajadores, y que deriva en que no puedan ahorrar mucho, además de las cargas onerosas que pagan a través de los descuentos.

Al responder a los cuestionamientos, el titular de la Consar destacó la importancia de que el Congreso de la Unión reforme el actual sistema de pensiones.

Señaló que ante el cambio demográfico que se acelerará dramáticamente en la próxima década, México debe aspirar a un sistema integrado, y anunció que en próximos días entregará a la nueva administración de la Consar una ruta de cómo podría ser reformado.

Detalló que entre las propuestas están el aumentar el ahorro de los trabajadores (el voluntario y obligatorio); atender el problema de las universidades, estados y municipios con sus sistemas de pensiones quebrados; incorporar a los trabajadores independientes; bajar las comisiones; y mejorar los rendimientos.

Informó que actualmente hay 61.6 millones de cuentas abiertas en el sistema de pensiones, aunque no todas están activas, porque los registros del IMSS e ISSSTE suman 22 millones de trabajadores cotizando. “Hay mexicanos que cotizaron durante algún tiempo y luego salieron; si regresan su cuenta individual se activa inmediatamente”.

Añadió que los activos administrados por las Afores ascienden a 3.4 billones de pesos, cifra que equivale a casi 15 por ciento del Producto Interno Bruto, y representa la bolsa de ahorro interno más grande en la historia del país.

Expuso que existen 10 Afores en el mercado, y que el ahorro se invierte principalmente en instrumentos de deuda gubernamental, que suelen ser muy seguros y pagan un buen rendimiento.

El 20 por ciento del ahorro está invertido en deuda corporativa, es decir, en emisiones de deuda de empresas privadas o las llamadas productivas del Estado, y 15 por ciento, en 50 países con buen grado de inversión y relativamente seguros. El resto está invertido en proyectos de infraestructura de todo tipo, añadió.

Ramírez Fuentes dio a conocer que al cierre de septiembre de 2018, las Afores tenían más de 1.2 billones de pesos invertidos en actividades productivas.

México tiene un bono demográfico que inició a principios de la década de los 80, pero va a llegar a su fin hacia el 2030, lo que se traducirá en menos jóvenes trabajando y cada vez más adultos mayores que requieran una pensión, agregó.








Escribe un comentario

Nota: Los opiniones aquí publicadas fueron enviadas por usuarios de Aristeguinoticias.com. Los invitamos a aprovechar este espacio de opinión con responsabilidad, sin ofensas, vulgaridad o difamación. Cualquier comentario que no cumpla con estas características, será removido.