Para combatir corrupción falta desmantelar redes, terminar simulación y aprobar Fiscalía: Bohórquez, Díez y Arce Bravo
"Nadie se pone a dieta por gusto: un régimen que ha cometido tantos abusos contra nuestra comunidad sólo cambiará en la medida que haya una sociedad exigente": Eduardo Bohórquez.

Eduardo Bohórquez, director de Transparencia Mexicana; el abogado Paulo Díez; y Enrique Arce Bravo, presidente de la Academia Mexicana de Auditoría al Desempeño, coincidieron en que si los candidatos presidenciales quieren combatir la corrupción, en México se deben desmantelar las redes de complicidades, terminar la simulación por parte de las autoridades y aprobar una Fiscalía autónoma que sustituya a la PGR.

En una mesa de análisis en #AristeguiEnVivo, Bohórquez apuntó que “la corrupción se controla”, pues ningún país ha logrado erradicarla ni desaparecer los escándalos por completo.

Lo que define a los países que la combaten es el hecho de incrementar el riesgo de sanción.

En México “tenemos que distinguir qué candidato entiende bien lo que significa desmantelar redes anticorrupción”, señaló y pidió que no sólo se vaya por figuras públicas.

“Como sociedad tenemos que acordar que lo que busca un sistema anticorrupción es desmantelar redes”, subrayó. Hasta ahora las investigaciones en México apuntan contra “la cabeza visible” como en el caso de los ex gobernadores acusados de desvíos de recursos y enriquecimiento ilícito, de quienes “hoy sabemos que ellos eran sólo una pieza dentro de un engranaje”.

Recordó el caso Chihuahua, que calificó de emblemático pues se detuvo al ex secretario general adjunto del PRI, involucrado en la trama de corrupción, y no sólo se dirigió contra el ex gobernador César Duarte.

En dichas redes, anotó por ejemplo , hay notarios públicos involucrados para crear las empresas fantasma; así como secretarios de finanzas estatales. En general es una “red que se beneficia ampliamente”.

Se trata de pedir a quienes aspiran a gobernarnos “un conjunto de acciones” y ya no se trata de crear nuevos organismos sino de utilizar los que tenemos, como el Sistema Anticorrupción, al que consideró le falta tener conexión con la Unidad de Inteligencia Financiera y el SAT, de la Secretaría de Hacienda.

“Como sociedad el reclamo tiene que ser unánime, este es un asunto de Estado. Nadie se pone a dieta por gusto: un régimen que ha cometido tantos abusos contra nuestra comunidad sólo cambiará en la medida que haya una sociedad exigente“, sostuvo. 

Bohórquez añadió que es urgente la creación de la Fiscalía General de la República, que sustituirá a la PGR y debería ser independiente; esta podría ser la antesala de una comisión internacional en México, como ha ocurrido en otros países.

Los candidatos “se deben comprometer ahora a una Fiscalía autónoma”, dijo. “Lo que nos hace falta es mostrar con hechos que se puede poner en marcha una transformación en ese tema”, agregó, pues ha visto “propuestas vagas y evasivas”.

Al respecto, el abogado Paulo Díez reconoció que si bien es un avance que los tres candidatos se hayan manifestado sobre el tema y lo hayan puesto entre sus prioridades, las declaraciones genéricas “ya no nos dicen nada”, sino que deberían presentar propuestas concretas y ponerle “nombre a las cosas”, como por ejemplo acabar con la discrecionalidad del ramo 23.

Recordó que el gobernador Javier Corral fue “extorsionado” por el secretario de Hacienda, quien le retuvo recursos para conocer las investigaciones del caso Chihuahua, sobre presuntos desvíos desde el gobierno del estado hacia el PRI.

No obstante, comentó que la solución “no va a venir de los políticos” sino es la sociedad la que debe empezar a ponerle límites al poder.

Mencionó que uno de los problemas más grandes que tenemos actualmente es la simulación. Y el hecho de que haya ex gobernadores en la cárcel “no es garantía de que se rompa el pacto de impunidad” si no se combaten las redes de corrupción y se llega al fondo.

Para Díez, en el estado actual del sistema, “somos incapaces de ir solos” por lo que sería necesaria una presencia internacional.

En el caso de los candidatos a la Presidencia, pidió “que nos digan qué harán” con casos emblemáticos de corrupción en México, como el de Higa y la Casa Blanca, o el de OHL y el Estado de México. “No hay que esperar hasta diciembre”.

A su vez, Enrique Arce Bravo, Presidente de la Academia Mexicana de Auditoría al Desempeño, expuso que se deben analizar qué casos han sido exitosos para el combate a la corrupción y qué instituciones han abanderado la lucha contra la corrupción; en México, la ASF ha tenido “destellos de éxito, hay que reconocer eso”.

“¿Qué la caracteriza para desarrollar el trabajo que hace? La permanencia del auditor superior en ocho años de gestión”, detalló.

Arce Bravo señaló que se deben combatir por ejemplo las miles de empresas fantasma (el SAT reconoció más de 6 mil) que facturan billones de pesos.

“Un gran camino a seguir es sancionar”, indicó. “Pero hay otra parte que descuidamos: por qué no se da un buen gobierno”, por lo que llamó a adoptar mejores prácticas de gobierno corporativo.

Recordó que desde 1998 hasta 2005 México ha firmado 3 convenios anticorrupción, hay recomendaciones, se da seguimiento, por lo que en materia internacional podría haber colaboración a partir de estos.

Para él con las leyes actuales y el Sistema Anticorrupción es suficiente para comenzar de verdad el combate de la misma.

Mesa completa:






Escribe un comentario

Nota: Los opiniones aquí publicadas fueron enviadas por usuarios de Aristeguinoticias.com. Los invitamos a aprovechar este espacio de opinión con responsabilidad, sin ofensas, vulgaridad o difamación. Cualquier comentario que no cumpla con estas características, será removido.

Si encuentras algún contenido o comentario que no cumpla con los requisitos mencionados, escríbenos a [email protected]