Políticamente, estamos viendo el inicio de una guerra comercial: OMC
Señaló que "lo último que necesita la economía mundial es un ciclo de represalias", por lo que pidió a los países actuar con moderación y resolver sus diferencias.

Debido a la tensión entre Estados Unidos y China, la guerra comercial ha comenzado, al menos en el plano político, alimentando una incertidumbre que podría tener efectos negativos en la economía y el comercio mundiales, advirtió la Organización Mundial de Comercio. 

“Técnicamente no estamos allí. Hay ciertas medidas que han sido anunciadas, pero todavía no se han aplicado y hay un diálogo”, dijo el director general de la OMC, Roberto Azevêdo, en una rueda de prensa.

Sin embargo, reconoció que “políticamente debemos estar viendo su inicio (de la guerra comercial) y eso es exactamente lo que he pedido a los miembros (de la OMC) que intenten evitar”.

La organización pronosticó un crecimiento del volumen del comercio de mercancías, medido por el promedio de las exportaciones y las importaciones, del 4.4 por ciento en 2018, cifra más o menos equiparable al incremento del 4.7 por ciento registrado en 2017, y de 4 por ciento para 2019.

“La aceleración de la expansión del comercio está impulsada por un mayor crecimiento económico en las distintas regiones, debido sobre todo a un incremento de las inversiones y a una mayor expansión fiscal”, añadió en un comunicado.

Sin embargo, apuntó, “estos progresos importantes podrían verse rápidamente anulados si los gobiernos recurren a políticas comerciales restrictivas, en particular si se inicia un proceso de medidas y contramedidas que podría llevar a una escalada incontrolable”.

Por ello, pidió a los países que actúen con moderación y resuelvan sus diferencias mediante el diálogo y un serio compromiso.

Lo último que necesita la economía mundial es un ciclo de represalias. La mejor manera de abordar los acuciantes problemas comerciales que enfrentan los miembros de la OMC es mediante una acción colectiva”, agregó Azevêdo.

Las previsiones de la OMC sobre el comercio se basan en estimaciones de consenso del Producto Interno Bruto (PIB) mundial, que se han revisado considerablemente al alza en los últimos meses.

Se prevé que el PIB real mundial a tipos de cambio del mercado crecerá un 3.2 por ciento en 2018 (frente a una previsión del 2.8 por ciento en septiembre pasado) y un 3.1 por ciento en 2019.

“Estas perspectivas más favorables reflejan no solo el incremento de la inversión y del empleo, sino también un aumento de la confianza de las empresas y los consumidores, medida por los indicadores del ciclo económico de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE); esto, sin embargo, podría verse mermada si crece la incertidumbre”, alertó.








Escribe un comentario

Nota: Los opiniones aquí publicadas fueron enviadas por usuarios de Aristeguinoticias.com. Los invitamos a aprovechar este espacio de opinión con responsabilidad, sin ofensas, vulgaridad o difamación. Cualquier comentario que no cumpla con estas características, será removido.