Ante La Haya, líder birmana niega genocidio rohingya | Video
La líder de facto del Gobierno birmano, quien también es Premio Nobel de La Paz, aseguró que se trata de "un conflicto interno de lucha contra el terrorismo, sin asomo de intención genocida contra la población”.
Foto: Reuters

Este miércoles, la Premio Nobel de la Paz y líder de facto del Gobierno birmano, Aung San Suu Kyi, negó ante la Corte Internacional de Justicia de La Haya que su país haya cometido genocidio contra la la minoría rohinyá, de religión musulmana.

Señaló que la situación que ha provocado el éxodo de unos 700 mil miembros rohinyá hacia el vecino Bangladés, se debe a “un conflicto interno de lucha contra el terrorismo, sin asomo de intención genocida contra la población”.

La esperada intervención de Aung San Suu Kyi ante el Tribunal Internacional de Justicia de Naciones Unidas se debe a la solicitud del Gobierno de Gambia por dictar medidas cautelares para evitar “la continuación del genocidio ya constatado en la zona”.

No obstante, la líder expresó que los problemas en el estado de Rakine, donde habitaban la mayoría de los rohingya, existen desde hace siglos.

Myanmar es un país de mayoría budista que en 2017 realizó un operativo militar que cobró la vida de miles de rohinyá y que forzó la huída de miles más.

La solicitud de Gambia, un país del occidente africano, se dio a conocer luego de que el ministro de Justicia de ese país, Abubacarr M Tambadou, visitó un campo de refugiados rohingya en Bangladesh y escuchara los testimonios de matanzas, violaciones y tortura. 

Aung San Suu Kyi, Premio Nobel de la Paz en 1991, aseguró que las acusaciones en su contra y del Gobierno de su país son engañosas. “Gambia ha colocado una imagen incompleta y engañosa de la situación real en el estado de Rakhine en Myanmar”, dijo.



Temas relacionados:
Asia
Derechos Humanos
Mundo
ONU
Violencia





Escribe un comentario

Nota: Los opiniones aquí publicadas fueron enviadas por usuarios de Aristeguinoticias.com. Los invitamos a aprovechar este espacio de opinión con responsabilidad, sin ofensas, vulgaridad o difamación. Cualquier comentario que no cumpla con estas características, será removido.