‘El rap me permite explayarme en las canciones’: Roberto Musso, del Cuarteto de Nos
El músico uruguayo adelanta en entrevista, que el próximo disco de la banda estará listo a finales de agosto o principios de septiembre
(Sony).

Por Héctor González

Cumplen 35 años y siguen tan campantes. Al Cuarteto de Nos los años no parecen hacerles mella y más allá de algunas abolladuras, el grupo uruguayo tiene la capacidad de reinventarse. Para muestra su próximo disco, aún sin nombre y del cual ya circula el primer sencillo “Punta cana”. Su nuevo material verá la luz en agosto o septiembre a más tardar y adelanta su vocalista Roberto Musso, será diferente a todos los anteriores de entrada porque será producido por cuatro estelares: Héctor Castillo, Eduardo Cabra (Calle 13), Juan Campodónico (Bajofondo) y Camilo Lara (IMS). Sobre esto y algunas cosas más, habla entrevista el vocalista y letrista de una de las bandas más originales del rock latinoamericano.

35 años del Cuarteto de Nos, ¿cuál es el secreto de la permanencia?

Siempre digo en broma que es un contrato muy fuerte el que nos une. Nos conocimos muy jóvenes, en la secundaria. Al principio el grupo era un hobby y algo paralelo a nuestros estudios. Sin quererlo, la música nos fue ganando. Nuestros empleos, familias y sucesos personales, se desarrollaron al mismo tiempo que el Cuarteto de Nos. La banda creció de tal manera que absorbió nuestras vidas. Finalmente, en una decisión valiente decidimos apostarle todo, siempre anteponiendo el respeto humano. Podemos estar todo un día peleando por una canción, pero al salir del estudio vamos por una cerveza y hablamos de futbol.

¿Sueles mirar en el espejo retrovisor para ver lo que dejaste atrás?

Sí. A nivel artístico, es decir mientras compongo una canción, me gusta volver al pasado para conectarme con el Roberto adolescente. Así fue como nació “Cuando sea grande”. Mientras la componía me movilicé hacia mi “yo” adolescente para regresar a cómo veía a mis padres a los catorce o quince años.

¿Qué recomendación le harías hoy a aquel adolescente?

Depende, si lo ves en macro o en micro. Aquella fue una canción fuerte. Al final dice: “Cuando sea grande no quiero ser como vos”. No sabes la manera en que la gente joven se identifica con ella. En general me siento muy feliz con las decisiones que he tomado, y podría decírtelo incluso como banda. En cada etapa hemos hecho las canciones que queríamos. Ahora, con una edad madura te puedo afirmar que hablamos desde nuestra perspectiva actual y no como si nos hubiéramos quedado con ganas de hacer algo.

¿La vena existencialista del “yo” es compartida por el grupo?

No tanto, algunos no la tienen nada. Luego me preguntan si estudié filosofía o psicología, pero no, estudié ingeniería y al menos para mí, el mundo de los números o el cálculo diferencial tiene mucho que ver con el imaginario de las letras. Ambas esferas se tocan por medio de la música.

El próximo disco de la banda tiene cuatro productores Héctor Castillo, Eduardo Cabra (Calle 13), Juan Campodónico (Bajofondo) y Camilo Lara (IMS), ¿eso no supone un conflicto de identidad?

El conflicto de identidad ya lo tenemos desde antes. La variedad de productores nació como un experimento. Hasta ahora habíamos intentado sacar discos conceptuales, pero se me ocurrió hacer canciones independientes sin ningún tipo de peso o presión. Sumado a eso trabajar con productores distintos fue un reto. No es fácil conseguir que gente de ese nivel te dediquen dos o tres semanas de su vida. Afortunadamente, ninguno nos dijo que no.

¿Qué recursos líricos has encontrado en el rap?

El uso del rap me abrió las posibilidades para explayarme en las canciones. Yo que soy un amante del lenguaje y el idioma español, mis libros de cabecera son todos de escritores latinoamericanos, encuentro en el hip hop un recurso extraordinario. Hay artistas pop que pueden condensar en una línea un pensamiento muy profundo, y yo que no lo puedo hacer ni hablando, encuentro en el rap un género idóneo que además nos conecta con los jóvenes.

¿Cuándo hablas de escritores de cabecera a quienes te refieres?

Gabriel García Márquez es de cabecera. Borges y Cortázar con su ficción me encantan.

Uno de los rasgos definitivos de tus letras es el humor, ¿siempre es mejor reír que llorar?

No necesariamente. El humor es un elemento que ha cambiado a lo largo de la historia de la banda. Al principio era más negro o border y con el correr de los años nos hemos hecho más irónicos o sarcásticos. Es curioso, porque nuestras canciones más escuchadas en Spotify son temas serios.

¿América Latina está para reír o para estar serios?

Para las dos cosas. La felicidad y la tristeza van por barrios. Hay países en situaciones más comprometidas, pero al final la gente sale. El latinoamericano ha sido tan golpeado que siempre se levanta de la adversidad.

libros



Temas relacionados:
Cultura
Libros
Música



Escribe un comentario

Nota: Los opiniones aquí publicadas fueron enviadas por usuarios de Aristeguinoticias.com. Los invitamos a aprovechar este espacio de opinión con responsabilidad, sin ofensas, vulgaridad o difamación. Cualquier comentario que no cumpla con estas características, será removido.