Respalda G20 crear “impuesto digital” para gigantes de Internet
El objetivo es abolir el principio aplicado en la mayoría de países que permite elegir como sede fiscal territorios con baja carga impositiva.
Foto: Reuters

Los ministros de Finanzas del G20 respaldaron este sábado, en la ciudad japonesa de Fukuoka, la creación de un “impuesto digital” destinado a aumentar la presión fiscal sobre los gigantes de Internet, como Amazon, Google o Facebook.

La ambiciosa iniciativa, también conocida como “tasa digital” o “tasa Google” en la Unión Europea, ha tomado fuerza en el grupo de los 20 países más industrializados y los emergentes, que se han marcado el objetivo de definir una reforma fiscal común para 2020.

En el marco del simposio sobre la Fiscalidad Internacional, los ministros de Finanzas del G20 dieron luz verde a la hoja de ruta fijada por la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE), donde se dibuja el futuro marco que incrementará la presión fiscal sobre las multinacionales tecnológicas y de Internet.

Foto: Reuters

La denominada iniciativa BEPS 2.0 explorará reformas estructurales como donde se deben establecer las bases imponibles y como aplicar un tipo efectivo mínimo en el impuesto de sociedades en todo el mundo.

La presión fiscal del nuevo sistema se decidirá según la “presencia económica significativa” de las empresas en cada país, el volumen de datos y otros activos intangibles digitales manejados o del número de usuarios.

El secretario general de la OCDE, José Ángel Gurría, destacó que cada una de estas tres opciones concedería a los países “más derechos fiscales” y por tanto más recaudación para sus arcas públicas.

Gurría explicó que la medida tendrá dos pilares fundamentales, uno basado en acabar con la tributación en función de la ubicación geográfica de las empresas, y el segundo dirigido a evitar la “competencia fiscal” entre naciones.

Foto: Reuters

El objetivo es abolir el principio aplicado en la mayoría de países desde hace más de un siglo y considerado obsoleto en la era digital, que permite a los gigantes de Internet elegir como sede fiscal territorios con baja carga impositiva pese a que éstos supongan una pequeña fracción de sus operaciones.

Los ministros de Finanzas del G20 también coincidieron en la necesidad de combinar la aplicación de esta medida de forma coordinada con unos niveles mínimos de presión fiscal en todos los países, para “evitar una huida de empresas” y una “competencia fiscal a la baja”.

La OCDE aspira a tener un esbozo del acuerdo final en enero de 2020, para su aprobación por los Jefes de Estado del G20, que se reunirán en una cumbre en Arabia Saudita en noviembre de 2020.

Los ministros de Finanzas y gobernadores de bancos centrales del G20 comenzaron este sábado un encuentro de dos días en la ciudad suroccidental de Fukuoka, con el objetivo de adoptar un frente común para relajar las crecientes tensiones comerciales entre Estados Unidos y China.

Con información de Ntx 



Temas relacionados:
Mundo
Tecnología





Escribe un comentario

Nota: Los opiniones aquí publicadas fueron enviadas por usuarios de Aristeguinoticias.com. Los invitamos a aprovechar este espacio de opinión con responsabilidad, sin ofensas, vulgaridad o difamación. Cualquier comentario que no cumpla con estas características, será removido.