Exclusiva. Buscar entre la crisis: Caso Rosendo Radilla Pacheco | Video
Rosendo Radilla Pacheco fue privado de su libertad en 1974 por el Estado Mexicano; especialistas continúan la búsqueda de sus restos después de 45 años de desaparecido.

Ricardo Balderas

Atoyac, Guerrero.-Tres semanas no fueron suficientes. Y el equipo de antropólogos forenses que lideran las excavaciones en la sexta diligencia para encontrar los restos del líder social, Rosendo Radilla Pacheco, privado de su libertad en 1974 por el Estado Mexicano, pedirá una expansión indeterminada del plazo de trabajo, que fue acordado por las autoridades, debido al nivel de complejidad del que califican como: “uno de los casos más enigmáticos de la historia forense mexicana”.

Los especialistas en exclusiva para Aristegui Noticias explican que solamente pudieron llegar a la mitad de su meta y que el motivo de ese retraso es multifactorial. Los antropólogos comentan que originalmente solicitaron un plazo de cuatro semanas para la primera etapa, sin embargo, por motivos presupuestales y administrativos las autoridades les recortaron una semana de lo pactado, asimismo, hubo un retraso en la entrega de viáticos para todo el equipo, lo que también influyó.

Además de esos pormenores, los académicos, designados por la propia Fiscalía General de la República (FGR), han tenido que lidiar con presupuestos extremadamente limitados pese a que su trabajo profesional lo realizan de manera voluntaria, la negativa al acceso de información de parte de las autoridades castrenses, y el hallazgo de que las diligencias pasadas no estaban concluidas, esos fueron algunos de algunos de los factores.

En cuanto a los avances, se reporta que hasta el momento se encontraron 38 indicios (una credencial militar y restos de propaganda muy deteriorada por el tiempo, identificados por los familiares de personas desaparecidas), el avance exploratorio de la mitad del terreno designado que constituía 1200 m² y como ya se comentó, la determinación de que las pasadas diligencias están sin concluir.

La exploraciones en cuestión, se realizan en las inmediaciones del Cuartel de la 27ª Zona Militar, en Atoyac de Álvarez, Guerrero, ahora conocido como “Ciudad de los Servicios”, donde habría sido trasladado Radilla Pacheco durante el periodo de la Guerra Sucia.

Esta diligencia de excavación tiene su origen en la averiguación previa SIEDF/CGI/454/07. Y por primera vez, se plantea una exploración fuera del campo.

En total son 5.2 hectáreas las que constituyen el cuartel militar, sin embargo, los forenses aseguran que el rango de actividad militar se amplia a 8.9 hectáreas, por lo que las excavaciones deberían hacer lo propio.

Al caso acudieron representantes de la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH), de la Fiscalía General de la República (FGR, antes PGR), de la Comisión Ejecutiva de Atención a Víctimas, familiares de personas desaparecidas que acompañan al personal de la Comisión Mexicana de Defensa Y Promoción de los Derechos Humanos, A.C. y el equipo independiente de antropólogos.

Ese equipo de especialistas está conformado por, la maestra en Antropología Física Yadira Reyna Hernández, Lidia Rodríguez Rodríguez doctora en Arqueología, Yoshio Castelán geólogo ambiental, Jorge Martínez pasante en antropología física y liderado por el doctor en arqueología Omar Olivo del Olmo.



Temas relacionados:
Derechos Humanos
Guerrero



Escribe un comentario

Nota: Los opiniones aquí publicadas fueron enviadas por usuarios de Aristeguinoticias.com. Los invitamos a aprovechar este espacio de opinión con responsabilidad, sin ofensas, vulgaridad o difamación. Cualquier comentario que no cumpla con estas características, será removido.