EU aplicará arancel al tomate mexicano a partir de este martes
Se prevé que en noviembre la Comisión de Comercio Internacional de los Estados Unidos determine si el pago de derechos permanece o se elimina.

Estados Unidos impondrá un arancel del 17.5 por ciento al tomate mexicano a partir de este martes, debido a que ambos países no han logrado acordar la suspensión de una investigación antidumping a las exportaciones mexicanas, dio a conocer la Secretaría de Economía (SE).

En un comunicado, la dependencia expresó su decepción y preocupación, ya que los exportadores de tomate mexicano se enfrentan al pago de derechos compensatorios provisionales de 17.5 por ciento, el cual debe cubrirse como garantía para poder realizar sus exportaciones hacia Estados Unidos.

“Este implicará un costo anual superior a 350 millones de dólares para el exportador mexicano de tomate y se espera que muchos pequeños y medianos exportadores se vean imposibilitados de hacer frente a esta pesada carga financiera”, lamentó.

Además advirtió que de acuerdo con datos de la Universidad de Arizona, los consumidores de tomate de los Estados Unidos resultarán afectados, pues tendrán que enfrentar un incremento de precios de entre 38 y 70 por ciento como resultado de la terminación del Acuerdo y de la aplicación de derechos compensatorios provisionales.

“La imposición de este arancel preliminar de 17.5 por ciento podría resultar también en la desviación de comercio de México hacia otros países que cuenta con acceso preferencial en su acceso a los Estados Unidos”, añadió.

Foto: Cuartoscuro

Explicó que la eliminación del Acuerdo de Suspensión implicará que el Departamento de Comercio de los Estados Unidos (DoC) reactive la investigación antidumping suspendida desde 1996, y su determinación final la deberá emitir a más tardar el 19 de septiembre de 2019.

“Conforme a la determinación del DoC, la Comisión de Comercio Internacional de los Estados Unidos emitirá 45 días después su determinación final de daño a la industria, lo que podría suceder alrededor del 1 de noviembre de 2019. Con ello se definirá ya sea la aplicación definitiva de impuestos antidumping a la exportación de tomates a los Estados Unidos o bien o se volverá al libre comercio en el comercio México-Estados Unidos en este producto”, expuso.

Te puede interesar: No imponer aranceles a autos, piden ocho organizaciones de EU a Donald Trump

La SE recordó que el tomate es el tercer producto agrícola de exportación de México después de la cerveza y el aguacate.

Destacó que el acuerdo de Suspensión, que funcionó desde 1996, reguló por 23 años de manera exitosa las exportaciones mexicanas de tomate al mercado estadounidense, a la vez que permitió a los productores mexicanos aprovechar las ventajas comparativas que tiene nuestro país para la producción de tomate.

“La industria de tomate ha realizado inversiones significativas desde la implementación del Tratado de Libre Comercio de América del Norte para convertirse en un sector altamente competitivo; en 2018, sus exportaciones a Estados Unidos estuvieron cerca de 2 mil millones de dólares, donde el mercado estadounidense absorbió cerca de 95 por ciento de las exportaciones totales de tomate de México en ese año”, detalló.

En ese sentido, afirmó que continuará brindando su decidido apoyo a los productores de tomate mexicano durante el proceso de negociación para renovar el acuerdo.

“La producción y exportación de tomate apoya el empleo directo de más de 400 mil trabajadores agrícolas, que en su mayoría son migrantes quienes van acompañados de sus familias. En las zonas de cultivo de tomate se ofrecen oportunidades de educación para los hijos de los jornaleros y también acceso a la salud para sus familias”, agregó la dependencia.

 








Escribe un comentario

Nota: Los opiniones aquí publicadas fueron enviadas por usuarios de Aristeguinoticias.com. Los invitamos a aprovechar este espacio de opinión con responsabilidad, sin ofensas, vulgaridad o difamación. Cualquier comentario que no cumpla con estas características, será removido.