Madre de detenido en Nahuatzen denuncia allanamiento y saqueo policiaco (Nota y video)
La mujer purépecha denunció que los policías le robaron 70 mil pesos, un celular, cargadores y la computadora de su hijo.
(Foto: Especial)

Por: Laura Castellanos/ @lcastellanosmx

Xochitl Madrigal aseguró que la policía irrumpió, atracó, hizo destrozos en su domicilio y detuvo con violencia a sus familiares en Arantepacua, municipio de Nahuatzen, Michoacán. Ella es madre del profesor Elpidio Jiménez Madrigal y esposa del señor Elpidio Jiménez Alejandre, dos de los 10 detenidos tras el operativo policiaco del 5 de abril en esa comunidad indígena.

En entrevista telefónica, la mujer purépecha relató que su familia se dedica a la elaboración de muebles rústicos y que la policía, tras allanar su vivienda, se robó “70 mil pesos, mi celular, cargadores, la computadora de mi hijo y dejaron el carro de Elpidio destrozado de todos los cristales”.

El vocero de la comunidad, Gustavo Jiménez, informó que alrededor de 60 por ciento de los inmuebles de la comunidad —compuesta por 2 mil 600 habitantes dedicados a la carpintería y al campo— sufrieron cateos ilegales porque buena parte de la población corrió a los cerros a refugiarse.

Entraron en casas, destruyeron, buscaban a gente para agarrarla y llevarla detenida a Morelia”, detalló Jiménez.

A las 10 personas aprehendidas se les acusó falsamente de posesión de armas de grueso calibre, agregó. En la incursión participaron 300 policías y hubo un saldo de 4 comuneros muertos.

El operativo, según la Secretaría de Seguridad Pública estatal (SSP), tuvo como fin liberar vehículos que comuneros tenían retenidos en el pueblo para presionar por la resolución de un problema agrario con la comunidad de Capácuaro, del municipio de Uruapan.

Sin embargo, especificó el vocero, la acción se realizó en el momento en que él y una comisión de Arantepacua estaban en una mesa de diálogo con el subsecretario de Gobierno, Armando Hurtado, y el director de gobierno, Víctor Loera.

Dijo que durante la reunión él recibió el reporte de la comunidad de que un convoy policiaco enfilaba hacia allá y advirtieron a los funcionarios, pero minimizaron el asunto.

“Actuaron brutalmente, acribillando gente, y eso pudo haberse evitado”, expresó.

El allanamiento

La señora Madrigal relató que alrededor de las 15 horas del 5 de abril, su esposo, su hijo, su nuera y su nieto de un año, estaban por iniciar la hora de la comida cuando se percataron que en el exterior de la vivienda se escuchaban tiroteos y explosiones, por lo que decidieron permanecer en el lugar.

No obstante, policías violaron la puerta de entrada e incursionaron con violencia sin mostrar una orden de cateo, golpearon a su hijo, la maltrataron a ella y a su esposo y se llevaron detenida a toda la familia.

Dijo que al pasar al lado de los policías “en el camino me dieron de patadas”.

Subieron en un vehículo a las dos mujeres y al niño y después las abandonaron en plena carretera, sin dinero, a una hora de camino a pie de distancia de la casa.

Al regresar a su vivienda dice que todo estaba destrozado.

La purépecha expresó que su familia sufrió también la pérdida de un ser querido, pues el hermano de su esposo, el carpintero Francisco Jiménez Alejandre, murió acribillado por disparos en el pecho.

Las otras tres víctimas son: Carlos Jiménez Crisóstomo, de 25 años, de profesión enfermero, al que según el vocero los policías “lo acribillaron a la puerta de su casa”; el menor Luis Gustavo Hernández, de 15 años, estudiante de Bachillerato, y el señor Santiago Crisanto Luna, de 40 años, quien murió en el hospital San José de la ciudad de Zamora.

Los detenidos

Además del profesor Jiménez, y de su padre, que también es maestro rural, en la lista de los 10 detenidos está el señor Agustín Coenete Policarpio, de 78 años; el señor Leonardo Crisoforo Fabián de 60 años; el adolescente Cristóbal Pascual Morales, de 15 años; y el señor Flavio Soria Jiménez, de 55 años.

El vocero de la comunidad puntualizó que las otras cuatro personas no pertenecían a ésta y que fueron aprehendidos en los alrededores de la misma. Se trata de Juan Morales Servín, Octavio Enrique Castañeda, Mateo Enrique Castañeda y Fructuoso González Alonso.

Carlos Rodríguez, vocero de la Universidad Intercultural Indígena de Michoacán (UIIM), reveló que el profesor Jiménez, de 33 años, es ingeniero mecánico y tiene maestría en diseño industrial.

Dijo que el docente labora en el plantel —ubicado en la zona limítrofe de Nahuatzen, Pátzcuaro, Tinganbato y Erongaricuaro— desde 2010 y que imparte clases de matemáticas aplicadas, cálculo, diseño, estadísticas, cómputo y dibujo técnico.

Aseguró que este sábado el rector Adán Avalos García dará conferencia de prensa sobre el caso.



Temas relacionados:
Sociedad
Violencia en Michoacán



Escribe un comentario

Nota: Los opiniones aquí publicadas fueron enviadas por usuarios de Aristeguinoticias.com. Los invitamos a aprovechar este espacio de opinión con responsabilidad, sin ofensas, vulgaridad o difamación. Cualquier comentario que no cumpla con estas características, será removido.

Si encuentras algún contenido o comentario que no cumpla con los requisitos mencionados, escríbenos a [email protected]