Víctimas de Temixco no recibieron tiro de gracia, dice fiscal de Morelos
Javier Pérez Durón negó los señalamientos e indicó que las víctimas "fallecieron producto del fuego cruzado”.
(Foto: Twitter/@GobiernoMorelos)

Javier Pérez Durón, fiscal general del estado de Morelos, ofreció este martes una conferencia de prensa en la que señaló que las seis víctimas de la masacre del 30 de noviembre en Temixco no recibieron el llamado “tiro de gracia”.

“Es falso que las personas fallecidas en el lugar de los hechos hayan recibido el llamado tiro de gracia, no hay ningún elemento de carácter científico, técnico o pericial que así lo pruebe. Las necropsias de ley practicadas con todo apego al protocolo en la materia determinaron que los cuerpos no presentan ninguna característica de esa naturaleza”, dijo Pérez Durón.

La madrugada del 30 de noviembre, elementos policiacos de la Comisión Estatal de Seguridad, bajo el mando del tijuanense Alberto Capella, irrumpieron en un domicilio en el que supuestamente vieron ingresar a hombres armados.

En el parte oficial, los policías informaron que los habitantes de la casa comenzaron a disparar en contra de los uniformados, por lo que tuvieron que repeler la agresión.

El saldo del operativo fue de seis personas asesinadas, todas integrantes de la familia, entre ellas una bebé de menos de un año y cinco personas detenidas.

En audiencia judicial de vinculación a proceso, un juez de control y juicio oral ordenó la liberación de los detenidos, luego de ver y escuchar las pruebas presentadas por la defensa y después de conocer los resultados de los peritajes que la propia Fiscalía General del Estado realizó.

Entre las irregularidades evidenciadas por la defensa de los detenidos durante la audiencia, destaca que en la escena del crimen solo fueron encontradas dos pistolas, una de ellas con el seguro puesto; que ninguno de los cartuchos percutidos encontrados en la escena corresponde con una de las pistolas y que ninguno de los detenidos ni de las víctimas dio positivo a las pruebas de rodizonato de sodio, es decir, no dispararon armas de fuego.

Además, ninguno de los cartuchos percutidos encontrados en el sitio por los peritos corresponde con las armas oficiales que portaban los policías, que presuntamente participaron en el operativo.

Los policías presentados ante el agente del Ministerio Público como participantes del operativo también resultaron negativos a las pruebas de rodizonato de sodio.

Una de las irregularidades que más llamó la atención de la defensa es que algunas de las víctimas fueron encontradas refugiadas en el baño de la casa, con heridas de defensa.

“Lamentablemente estas personas fallecieron producto del fuego cruzado”, dijo Pérez Durón.

Para el fiscal existen suficientes elementos en la carpeta de investigación que comprueban que los disparos se realizaron por ambas partes, por lo que adelantó que la Fiscalía General del Estado apelará la decisión judicial.

“Existen elementos suficientes dentro de la misma carpeta de investigación, como lo he dicho en este comunicado, que hubo disparos de ambas partes, por eso es que vamos a recurrir esta decisión”, dijo.

Pérez Durán añadió que la carpeta de investigación permanece abierta en torno a la participación de los policías de la Comisión Estatal de Seguridad en la masacre.

Los periodistas que asistieron al evento hicieron algunos cuestionamientos a Pérez Durón, quien al finalizar su presentación se retiró del lugar sin responder las preguntas.

(Información: Héctor Raúl González)



Temas relacionados:
México
Morelos



Escribe un comentario

Nota: Los opiniones aquí publicadas fueron enviadas por usuarios de Aristeguinoticias.com. Los invitamos a aprovechar este espacio de opinión con responsabilidad, sin ofensas, vulgaridad o difamación. Cualquier comentario que no cumpla con estas características, será removido.

Si encuentras algún contenido o comentario que no cumpla con los requisitos mencionados, escríbenos a [email protected]