Se respetará decisión de la familia para donación de órganos: Brito; ley “deja vacíos legales”: Tagle
"Desafortunadamente sabemos que en nuestro país estas situaciones se prestan a mucha corrupción y no creo que estaríamos beneficiando a quienes más lo necesitan", dijo la senadora.

La reforma a la Ley de Salud, que fue aprobada el martes por el Senado de la República, para que los mexicanos mayores de 18 años se conviertan en donadores automáticamente, no aclara cómo actuará ante los familiares de los presuntos donadores o qué pasará en caso de que no haya familia, admitió el presidente de la Comisión de Salud, Francisco Brito.

En entrevista para #AristeguiEnvivo, el senador del PAN recordó que hay 23 mil pacientes en espera de órganos.

Ante esto, comentó, se tomó la decisión de hacer una reforma a la Ley de Salud para que aquellas personas que no hayan manifestado su negativa por escrito a que sus órganos sean utilizados para trasplantes, sean consideradas como presuntos donadoras.

“El tema de disponibilidad sigue siendo de carácter voluntario porque sigue en vigor ‘podrá donarlo’, no es un tema de obligatoriedad“, afirmó.

Asimismo, aseguró, “dentro de la ley queda el respetar la decisión familiar”; sin embargo no explicó cómo se hará.

“Tendrá que tomarse en cuenta a la familia, de no hacerlo, podríamos poner en riesgo al personal de la salud, a médicos y enfermeras, de que pudieran caer en situaciones médico-legales”, sostuvo.

En caso de que no haya familia, mencionó, “la ley tampoco contempla cuál será la decisión”, aunque supuso que las personas que mueran bajo estas circunstancias “no serán candidatos, puesto que en un momento podrían ser tema de un conflicto médico-legal”.

Brito dio a conocer que el Senado mandó la minuta a la Cámara de Diputados, para su discusión y eventual aprobación, y espera que sea avalada antes del 30 de abril para que luego sea promulgada por el Ejecutivo.

A continuación la entrevista completa con López Brito:

Por su parte, la senadora independiente, Martha Tagle, expuso que su decisión de abstenerse a votar sobre esta reforma es porque hay “varios vacíos legales al hacer obligatorio algo que tendría que ser un asunto de altruismo”.

“La donación tendría que venir con un consentimiento informado de las personas que deciden hacerlo“, indicó.

Además, señaló, no existe un sistema que pueda tener a la mano claramente identificado cuando una persona que ha fallecido puede donar, porque así lo ha manifestado, y por otro lado, tampoco hay un registro de las personas que esperan un trasplante.

“Desafortunadamente sabemos que en nuestro país estas situaciones se prestan a mucha corrupción y no creo que estaríamos beneficiando a quienes más lo necesitan”, añadió.

Por ello, consideró necesario “discutir el tema más a fondo, verificar que efectivamente existan los mecanismos para garantizar que se haga de manera adecuada el disponer del cuerpo de una persona cuando ésta muerte y contar con un registro claro de quiénes realmente quieren donar”.






Escribe un comentario

Nota: Los opiniones aquí publicadas fueron enviadas por usuarios de Aristeguinoticias.com. Los invitamos a aprovechar este espacio de opinión con responsabilidad, sin ofensas, vulgaridad o difamación. Cualquier comentario que no cumpla con estas características, será removido.