De los estímulos a las sanciones, la reforma educativa: Aboites y Navarro a CNN
El catedrático de la UAM consideró que la reforma planteada por Enrique Peña Nieto y los principales partidos “plantea un estado de excepción” para los maestros.
(Foto: Cuartoscuro)

Luis Hernández Navarro, periodista de La Jornada, y  el profesor de la Universidad Autónoma de Metropolitana, especialista en temas de educación, Hugo Aboites, conversaron en  el programa  Aristegui de CNN en Español  sobre la reforma educativa  y las manifestaciones de los maestros en contra de ésta.

El periodista  comentó que  aunque se ha dicho  que estamos frente  a  una reforma educativa que  promovió  Enrique Peña Nieto, consideró ,  que es  “una contrarreforma, no es educativa,  realmente es  una reforma laboral  y administrativa”.

Añadió que  no es una reforma de “Peña Nieto, porque  quien está detrás de esta  reforma son  organismos  multilaterales  como la OCDE,  una reforma  que se  procesó     cupularmente  desde los partidos que  integran el pacto  por  México, que dejó fuera  del diálogo y la  negociación  a  los maestros”.

“Hoy  aterrizan en esta  contrarreforma como  un  candado que cierra la puerta  a  las  posibilidades de   resistencia  magisterial”, sentenció.

Y  estimó que las consecuencias de  este  “proceso de secrecía  y  de madruguete” son las que se viven hoy, “con estas protestas que  no  son más que el  punto de inicio  de  algo que  se viene  mucho  más  profundo”.

Reiteró que se trata de una contrarreforma, “porque cuando  hablamos de  reforma estamos hablando de  una serie de cambios  o  modificaciones  constitucionales  progresivas que  amplían el  marco de  los derechos”.

Por el contrario, “se está dando marcha atrás  en conquistas  fundamentales  en el terreno de la educación   pública, se está abriendo  el camino a  la privatización de la   enseñanza  y  le están  quitando derechos a  los maestros”.

El catedrático Hugo Aboites, por su parte, planteó  dos problemas: “se está  proponiendo una  reforma   que en realidad  ha demostrado en  20 años  su inoperancia.

Comentó que “es que la idea central  de la mejora educativa en  una evaluación es el peor de los  remedios  para mejorar la educación, porque  finalmente  se  crea esta  idea de que  hay que estudiar para el examen  y  hay que  hacer reformas para el examen”.

Recordó que  durante el sexenio de Calderón  se  planteaba que la  meta  era  subir  el número de  personas en el nivel elemental, de tal manera  que  fueran menos  los  que  tuvieran nivel  insuficiente  y aumentar el nivel  de  la  prueba PISA, esto no  solo  no se consiguió  sino  tampoco se logró a partir de  eso una mejora en la educación. Responder  a un  solo examen es una mala  idea

Un segundo problema  es que se trata de reforma que  plantea un  estado de excepción para  los maestros, como  durante   20 años  no funcionó  la   estrategia   de decir  vamos  a darle estímulos a los  maestros para que sean mejoren con la  carrera  magisterial,   ahora se  plantea  otra  estrategia  que es la decir aquellos  profesores que no  pasen los exámenes  serán sancionados”.

Abundó que ahora se pasa de los  estímulos a la idea de la sanción como  motivador del compromiso  y del trabajo,  lo que calificó como un error, “al final la  gente  trabaja  para  cumplir los  requisitos para  lograr el estímulo económico, no  necesariamente  para  alcanzar  buenos niveles en el salón de clase.

El profesor planteó que “es  una   reforma constitucional para  promover  la medición estandarizada de  los estudiantes,  de los maestros, de las  escuelas  pero que  no   ofrece  ninguna perspectiva en términos de que es  una buena educación.  Es  una  reforma  que insiste que  cambiando el  régimen  laboral   de los maestros la educación  va a  mejorar,   eso también   falso”.



Temas relacionados:
Reforma Educativa



Escribe un comentario

Nota: Los opiniones aquí publicadas fueron enviadas por usuarios de Aristeguinoticias.com. Los invitamos a aprovechar este espacio de opinión con responsabilidad, sin ofensas, vulgaridad o difamación. Cualquier comentario que no cumpla con estas características, será removido.

Si encuentras algún contenido o comentario que no cumpla con los requisitos mencionados, escríbenos a [email protected]