Caso Ayotzinapa se investigará “tope donde tope”: Encinas; corrupción, el peor pecado en derechos humanos: Buitrago
El subsecretario de Derechos Humanos de Gobernación comentó que la recomendación de la CNDH también "echa abajo la verdad histórica", porque señala que no pudieron haberse incinerado más de 19 cuerpos en el basurero de Cocula.
Foto: Cuartoscuro

Con la conformación de la Comisión de la Verdad para el caso de los normalistas de Ayotzinapa, se podrá dar seguimiento a diversas líneas de investigación y tener acceso a las instalaciones donde se presume que pudieron estar los jóvenes, afirmó Alejandro Encinassubsecretario de Derechos Humanos, Migración y Población de la Secretaría de Gobernación (Segob).

En entrevista para #AristeguiEnvivo, el funcionario señaló que la firma del decreto que dará paso a la creación de la Comisión de la Verdad y la Justicia para el Caso Ayotzinapa, “es un momento paradigmático que va a marcar un antes y un después en la política en materia de protección y garantía de los derechos humanos en el país.

“Se trata de dejar atrás la simulación y el engaño para encarar este reto como una responsabilidad del Estado mexicano, para garantizar el derecho a la verdad y la justicia, no solamente a los padres y madres de las familias de Ayotzinapa sino a los mexicanos en general, porque este es el primer paso de todo un proceso de justicia transicional para revertir el clima de violencia y de impunidad que ha caracterizado a México en los últimos años”, abundó.

El funcionario explicó que en la comisión se retomarán todas las investigaciones iniciadas, incluida la “‘verdad histórica’, en la que hay muchos cabos sueltos y líneas de investigación pendientes por desarrollar.

“Retomaremos la recomendación de la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas, todas las líneas de investigación que planteó el GIEI, incluso la recomendación emitida la semana pasada por la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH), que establece omisiones e incluso delitos de algunos servidores públicos, desde haber obtenido confesiones bajo tortura hasta haber sido omisos o alterar algunas de las pruebas en todo el proceso de investigación”, detalló.

Desde su punto de vista, la recomendación de la CNDH también “echa abajo la verdad histórica” porque señala que no pudieron haberse incinerado más de 19 cuerpos en el basurero de Cocula.

El funcionario destacó la importancia investigar a partir de lo que no se hizo y lo que han emitido como recomendación los organismos de derechos humanos.

“La prueba más contundente que muestra la CNDH es cómo elementos de todos los órdenes de gobierno, de todas las corporaciones, tanto policiales como de las Fuerzas Armadas, estaban en el C4 y cómo estuvieron informados de cuando los muchachos salieron de la normal de Ayotzinapa hacia Iguala, en todo momento. Tanto el gobierno municipal, el estatal y el federal estuvieron informados y esos son los temas que tenemos que atender, y con diligencia resolver”, subrayó.

Encinas dejó claro que sin importar qué funcionarios resulten involucrados, “las encomienda que tiene es ir a fondo, acabar con la impunidad, tope donde tope“.

Además, destacó que los integrantes de la comisión tendrán acceso “a todas las instalaciones, a todos los lugares donde se presume pudieron estar o estén los muchachos, donde existan indicios”.

Por su parte, la abogada Ángela Buitrago, ex integrante del Grupo Interdisciplinario de Expertos Independientes (GIEI), calificó la firma del decreto como “una esperanza para México”. 

Asimismo, destacó la importancia de revisar otras líneas de investigación para determinar otros métodos de desaparición, tortura y de corrupción.

Creo que la corrupción es el peor de los pecados en derechos humanos. La falta de justicia, la impunidad, la mentira, son parte de esa corrupción, y aquí sería importante que todos los actores miraran en un mismo plano”, indicó.

Buitrago observó que el decreto tiene tres componentes fundamentales: la decisión de encontrar el paradero de los normalistas, como es obligatorio en el derecho internacional y convencional; la construcción de la Comisión de la Verdad, que no está basada en un modelo tradicional sino que va más allá, y el proceso judicial, que debe establecer la verdad.

A continuación las entrevistas completas: 






Escribe un comentario

Nota: Los opiniones aquí publicadas fueron enviadas por usuarios de Aristeguinoticias.com. Los invitamos a aprovechar este espacio de opinión con responsabilidad, sin ofensas, vulgaridad o difamación. Cualquier comentario que no cumpla con estas características, será removido.