Federalizar servicios de salud, objetivo del Instituto que sustituirá al Seguro Popular: Delgado
La administración de Andrés Manuel López Obrador recibió 306 hospitales o clínicas en construcción "prácticamente abandonados", lo que es una muestra de la corrupción que impera en el sector, dijo el líder de Morena en San Lázaro.

Federalizar los servicios de salud para controlar el presupuesto y evitar “que se vaya por el caño” debido a la corrupción, es el objetivo del Instituto de Salud para el Bienestar con el que se sustituirá al Seguro Popular, detalló el coordinador de Morena en la Cámara de Diputados, Mario Delgado.

En entrevista para Aristegui En Vivo, el legislador explicó la iniciativa que presentó este miércoles ante la Comisión Permanente y que contempla que dicho Instituto tome el control de las clínicas y hospitales que hoy manejan los gobierno estatales.

De hecho, apuntó que la administración de Andrés Manuel López Obrador recibió 306 hospitales o clínicas o en construcción “prácticamente abandonados”, lo que es una muestra de la corrupción que impera en el sector que “debe corregirse”.

El líder morenista en San Lázaro acusó que el Seguro Popular “no fue seguro ni popular ni alcanzó la universalidad” y atribuyó esto a la corrupción. Detalló que se trata de un sistema fraccionado, con insuficiencia en los servicios médicos, que no ajustó la cuota percápita e ignoró los cambios epidemiológicos.

“Ahora lo que se busca es un modelo universal, federalizar la salud ya que los gobiernos de los estados fueron incapaces de un manejo transparente”.

El Instituto que se propone, puntualizó, busca resolver la atención de primer nivel, “no saturar los hospitales ya que su abandono ha provocado la saturación en el segundo nivel”.

El proyecto de ley también incluye que no habrá limitaciones para dotar de medicamentos a los pacientes y se les practicarán todos los análisis clínicos, a diferencia de lo que ocurre hoy con el Seguro Popular. La apuesta, dijo, es la cobertura universal de los servicios de salud.

Delgado Carrillo añadió que el eje fundamental del Instituto y de esta nueva política de salud es “limpiar la corrupción” pues con ese solo hecho habrá una mejora en los servicios en el corto plazo.

México, apuntó, es la nación de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) que menos invierte en salud con apenas 2.5 por ciento, frente al promedio de 6 puntos del resto. Incluso, alertó que la inversión ha ido a la baja.








Escribe un comentario

Nota: Los opiniones aquí publicadas fueron enviadas por usuarios de Aristeguinoticias.com. Los invitamos a aprovechar este espacio de opinión con responsabilidad, sin ofensas, vulgaridad o difamación. Cualquier comentario que no cumpla con estas características, será removido.