Niega Secretaría de Salud suspensión de tamiz neonatal; en agosto habrá nuevo proveedor
Mientras se trabaja en el nuevo proceso de contratación, cada uno de los estados se hace cargo de la aplicación y procesamiento de las pruebas.
El tamizaje neonatal es una prueba de laboratorio que debe realizarse a todo recién nacido para identificar a aquellos que están en riesgo de padecer desórdenes metabólicos serios que son tratables, pero que no son visibles al momento de su nacimiento.

La Secretaría de Salud afirmó este jueves que todos los estados de la República tienen la capacidad para aplicar la prueba de tamiz neonatal, que ninguna entidad ha dejado de aplicarla y que sólo seis de ellas han solicitado apoyo del gobierno federal para continuar brindando el servicio.

En conferencia de prensa, el subsecretario de Prevención y Promoción de Salud, Hugo López-Gatell Ramírez, explicó que ante señalamientos de presuntas irregularidades en los procesos de licitación y adjudicación del servicio de prueba de tamiz neonatal entre 2016 y 2018, el gobierno federal optó por realizar un nuevo proceso de contratación para 2019.

“Conscientes de que no se pueden para los servicios de salud, nunca optamos por la opción de ‘paren mientras averiguamos’“, expresó López-Gatell Ramírez.

La administración encabezada por el presidente Andrés Manuel López Obrador decidió extender únicamente por tres meses el contrato otorgado vía adjudicación directa por el gobierno del ex presidente Enrique Peña Nieto en 2018 a la empresa Tamizaje Plus S.A. de C.V. Por ello, a partir de la última semana de marzo se notificó a los estados que desde abril tendrían que cubrir el costo de la aplicación y procesamiento del tamiz neonatal con recursos propios, contratando a una empresa privada o en los laboratorios públicos.

De acuerdo con el subsecretario, sólo se identificó un caso en el que un funcionario local de nivel menor en Ensenada, Baja California, interpretó de manera errónea la indicación y la tomó como un anuncio de que se suspendía la prueba de tamiz neonatal.

Luego de comunicarse con las 32 entidades federativas, López-Gatell Ramírez dijo que altos funcionarios estatales en cada una de ellas refirió contar con capacidad suficiente para otorgar el servicio y sólo la Ciudad de México, Guerrero, Morelos, Puebla, Quintana Roo y Veracruz expresaron que “agradecerían” un mecanismo de apoyo coordinado por la Secretaría de Salud federal.

Los estados continuarán aplicando y procesando las pruebas de tamiz neonatal con sus recursos, al menos hasta agosto, cuando se espera que finalice el proceso de contratación de una empresa privada que pueda brindar el servicio por lo que resta de 2019. Durante este año se trabajará en las modificaciones normativas necesarias que permitan que sea el propio Estado el que aplique y procese las pruebas de tamiz neonatal, pues desde el sexenio de Enrique Peña Nieto, dijo el subsecretario, las Reglas de Operación del Seguro Médico Siglo XXI limitan al gobierno federal a contratar a empresas privadas para la aplicación de las pruebas.

El objetivo del gobierno federal es que, a partir de 2020, sea el Estado el encargado de aplicar y procesar las pruebas de tamiz neonatal en todo el sector público del país, sin necesidad de contratar a una empresa privada.

En cuanto a las presuntas irregularidades en la contratación de la empresa encargada de brindar este servicio durante los últimos tres años del sexenio de Peña Nieto, López-Gatell Ramírez dijo que en 2016 y 2017 se dividió el país en cuatro regiones y se realizaron licitaciones públicas en las que una compañía ganó un contrato para el tamiz neonatal en dos de las cuatro regiones en 2016 y un contrato para las cuatro regiones en 2017; en 2018 ya no se realizó una licitación ni se dividió el país en regiones sino que se adjudicó de forma directa a la misma empresa un contrato por la aplicación y procesamiento de las pruebas de tamiz neonatal en toda la República.

De acuerdo con los fallos de las licitaciones públicas realizadas en 2016 y 2017 disponibles en Compranet y el Sistema de Portales de Obligaciones de Transparencia, la empresa aludida por el subsecretario es Tamizaje Plus, S.A. de C.V.

En 2016 Tamizaje Plus compitió, en alianza con la empresa Tamiz Ampliado de Yucatán, por las regiones 2 y 3, mismas que ganó, obteniendo un contrato por un monto de 66 millones 854 mil 301 pesos y en 2017, al ganar la licitación para las regiones 1,2,3 y 4, obtuvo un contrato por un monto de 182 millones 268 mil 728 pesos; en 2018, ya sin licitación de por medio, a Tamizaje Plus le fue adjudicado un contrato por 240 millones 817 mil 876 pesos.

Tamizaje Plus es propiedad de los hermanos Felipe Ángel y Mario Arturo Maldonado Solís, además de Luis Gustavo Juárez Pérez. Felipe Ángel Maldonado Solís es socio además de las empresas Químicos Maldonado, Distribuidora Medilab, Tamiz MAS Chiapas y Médica Diagnóstica del Mayab.

 

 






Escribe un comentario

Nota: Los opiniones aquí publicadas fueron enviadas por usuarios de Aristeguinoticias.com. Los invitamos a aprovechar este espacio de opinión con responsabilidad, sin ofensas, vulgaridad o difamación. Cualquier comentario que no cumpla con estas características, será removido.