Por desconfianza a bancos, mayoría de mexicanos ahorran en casa
23 por ciento de quienes guardan dinero lo hacen en una caja de ahorro del trabajo o con conocidos; 14.8 por ciento, con familiares; 65 por ciento, en casa y 32 por ciento usa tandas.
dolar-1
Foto: Tercero Díaz/ Cuartoscuro

De cada cien mexicanos, 65 ahorran en sus casas por falta de cultura, desconfianza a las instituciones bancarias y bajos ingresos, aseveró Gerardo Esquivel, integrante del Grupo de Economistas del Aspen Institute México.

Esta combinación de factores indica que las personas perciben como costosos los productos de las instituciones financieras, aunque no necesariamente sea de esa manera, indicó el especialista.

La Encuesta de Inclusión Financiera (Enif) 2015 reveló que 23 por ciento de quienes guardan dinero lo hacen en una caja de ahorro del trabajo o con conocidos; 14.8 por ciento, con familiares; 65 por ciento, en casa y 32 por ciento usa tandas.

Esas cifras muestran que la mayoría de los mexicanos también ha tenido malas experiencias con los bancos, al cobrarles altas comisiones por el uso de los servicios, comentó durante su participación en el Foro México Incluyente, realizado en la Antigua Escuela de Medicina.

En el diálogo introductorio de ese encuentro, que reunió a empresarios, académicos y expertos en materia financiera, señaló que otras personas, entre ellas quienes tienen bajos niveles de ingresos y de preparación educativa, desconfían de las instituciones financieras.

“Eso me parece muy lógico porque hay lugares donde uno encuentra difícil acceso, es decir, algunas instituciones financieras están diseñadas para atraer a cierto tipo de personas”, expuso.

Según la encuesta de ese grupo de economistas, en la pregunta ¿Por qué la preferencia por efectivo?, 24 por ciento de los mexicanos comentó que el monto de las posibles transacciones es muy bajo; 23 por ciento porque paga por ese servicio con sus tarjetas; 16 por ciento desconfía de los plásticos y 15 por ciento evita pagar impuestos.

“Todos esos efectos me parecen indeseables en permitir que se fomente el ahorro popular”, insistió el economista, al reiterar que la opción de tandas o cajas de ahorro obedece al bajo nivel de ingreso de las personas y “éstas permiten ahorrar un poquito”.

En tanto, Patricia Armendáriz, integrante de ese instituto financiero, consideró en que la inhibición del desarrollo y florecimiento de los países es la frustración de los individuos, el sentimiento de marginación y la negación de inclusión financiera.

Afirmó que si bien los esfuerzos han sido extraordinarios para tales objetivos, solo 43 por ciento de la población usa cajeros; 39 por ciento asiste a las sucursales; 34 por ciento emplea corresponsales y solo 9.5 por ciento opta por la banca móvil.

“Aún no le hemos dado el ‘clavo’ para saber qué tipo de ‘apalancamiento’ necesita esta gente para utilizar los servicios financieros”, agregó Armendáriz, al recordar que todavía 92 por ciento de los mexicanos prefiere el efectivo. (NTMX)



Temas relacionados:
Dinero y Economía
SOCIEDAD
Escribe un comentario

Nota: Los opiniones aquí publicadas fueron enviadas por usuarios de Aristeguinoticias.com. Los invitamos a aprovechar este espacio de opinión con responsabilidad, sin ofensas, vulgaridad o difamación. Cualquier comentario que no cumpla con estas características, será removido.

Si encuentras algún contenido o comentario que no cumpla con los requisitos mencionados, escríbenos a [email protected]