Hilda Krüger, la espía que sedujo a Miguel Alemán
Juan Alberto Cedillo publica ‘Hilda Krüger. Vida y obra de una espía nazi en México’.
entrevista con cedillo
(Editorial Debate).

Después de una incipiente carrera como actriz, Hilda Krüger cruzó el Atlántico en busca de Hollywood. Con esa bandera llegó a Estados Unidos, donde su belleza sedujo a los magnates J. Paul Getty y Gert von Gontard.

Años más tarde la alemana se trasladó a México. Joseph Goebbels, el artífice de la propaganda de Adolfo Hitler, ya le tenía otra encomienda: la ultrasecreta Operación Barbarroja, cuyo objetivo era la invasión a la Unión Soviética, necesitaba de combustible y para ello nuestro país era un aliado estratégico.

El historiador mexicano Juan Alberto Cedillo siguió los pasos de Krüger por nuestro país. Su libro Hilda Krüger. Vida y obra de una espía nazi en México (Debate) es el testimonio de una rubia platino dispuesta a todo.

En su momento, la joven germana se vinculó con la crema y nata de la intelectualidad nacional. Salvador Novo, Alfonso Reyes y José Clemente Orozco, entre otros, compartieron reuniones con ella y la motivaron a escribir sobre La Malinche y Sor Juana Inés de la Cruz.

“Desde pequeña tenía deseos de hacer cosas grandes. E inspirada en Elisa Lynch, una mujer irlandesa que viaja a Paraguay donde es considerada una heroína, es como se involucra con el Tercer Reich”, explica Cedillo.

Mata Hari alemana

Atractiva y echada para adelante, Krüger se infiltró en los círculos políticos mexicanos. Eran días donde Maximino Ávila Camacho, hermano del entonces presidente, comenzaba a hacer negocios con empresarios alemanes. La europea inició una relación con el secretario de Gobernación, Miguel Alemán, y con el subsecretario de Hacienda, Ramón Beteta.

“Su historia exhibe la facilidad con que una mujer atractiva puede acceder a los secretos de Estado y proteger una operación de alto nivel para contrabandear petróleo, materias primas e información estratégica de Estados Unidos”, argumenta Juan Alberto Cedillo.

“Ella es pieza fundamental del engranaje que mueve el espionaje y las actividades de los alemanes en nuestro país. Nos permite ver que el papel de México durante la Segunda Guerra Mundial no fue tan superfluo como hasta ahora creemos y donde predomina la idea de una supuesta neutralidad: el combustible que desde aquí se enviaba a Alemania le permitía a la flota aérea de Hitler volar; el mercurio les daba las posibilidades de hacer armamento… De alguna manera México jugó un papel relevante durante los primeros años del conflicto bélico”, añade.

Los servicios de espionaje estadounidenses descubrieron la influencia de la dama de los ojos azules sobre Miguel Alemán y en marzo de 1942 ordenaron su detención.

“El gobierno estadounidense entendió que sin la colaboración de Alemán la red nazi no tenía ninguna posibilidad de realizar esas actividades. Roosevelt presionó a Manuel Ávila Camacho para que alejara a su secretario de Gobernación de los intereses germanos y amenazó con boicotear económicamente al país utilizando todos los recursos a su alcance”, puntualiza el historiador.

Algunos de los integrantes de la red fueron enviados de regreso a Alemania, pero la mayoría fue apresada en la Unión Americana. Gracias a la operación política del funcionario mexicano, Krüger no tardó en ser liberada. Alemán destruyó todas las evidencias que existían y la relacionaban con actividades de espionaje. Los informes fueron destruidos y, abunda Cedillo, “el único documento que existe sobre ella en el Archivo General de la Nación es su ficha de migración”.

A fin de evitar su expulsión del país, se arregló la boda con el nieto de Porfirio Díaz, Nacho de la Torre. Con la Segunda Guerra Mundial a punto de terminar, Alemán la ayudó a regresar al cine. Interesada en aprender acerca de la historia de México, Krüger comenzó a asistir a la Facultad de Filosofía de la UNAM. Conoció a Edmundo O’Gorman y a Mario Moreno Cantinflas, y se involucró en redes de tráfico de arte.

“La relación entre Krüger y Alemán fue profunda. Él la visitaba casi todos los días. Le consiguió un departamento en la Colonia Juárez, en la calle Dinamarca 42, de modo que la tenía cerca de la Secretaría de Gobernación. Pagaba sus cuentas, se iban a Toluca… Los informes de inteligencia localizados en Estados Unidos ubican a Miguel Alemán llegando casi todos los días a las once de la noche a la calle Dinamarca y saliendo a las cuatro de la madrugada”.

Su matrimonio con De la Torre estaba destinado al fracaso. Abandonó México y en 1958 intentó relanzar su carrera como actriz en Suiza, pero con resultados infructuosos. Volvió a nuestro país con la intención de tomar un segundo aire, pero ya era demasiado tarde. Viajó y vivió como pudo en España y Nueva York. No hay demasiados rastros precisos de los años posteriores, al menos hasta el 8 de mayo de 1991, cuando muere.

Nazismo en México

Autor de los títulos Los nazis en México y La Cosa Nostra en México, Juan Alberto Cedillo admite que en nuestro país aún falta investigar y reconocer la sombra de Hitler. “El gran acontecimiento de principios del siglo XX fue la Revolución Mexicana. Se convirtió en el gran imán para la academia y los historiadores nacionales y extranjeros. Tenemos una gran cantidad de libros, datos y documentos. Desgraciadamente, parece que la historia termina en 1940, porque a partir de esa fecha existe poca exploración”.

Cedillo formó parte de un conjunto de investigadores que a mediados de los ochentas viajaron a Washington para sumergirse en documentos desclasificados por el gobierno norteamericano relacionados con la Segunda Guerra Mundial.

“Todavía no reviso ni 10% de los archivos y ya he encontrado información muy reveladora, que me permitió entrar a un nicho desconocido. Mis libros son apenas el primer ladrillo de una pared de la historia nacional que aún se está por construir”.

El académico reconoce el resquemor hacia este tipo de información, ya que es todavía reciente. “Me he encontrado con familias y empresarios vinculados al nazismo, por ejemplo, los Azcárraga, quienes temen que todo esto vea la luz. Claro que también hay que decir a su favor que no sabían del genocidio que los alemanes estaban llevando a cabo en Europa; simplemente colaboraban con ellos porque lo consideraban un país culto y hasta cierto punto próspero”.

libros



Temas relacionados:
Cultura
Libros


    Contenido Relacionado


  1. presentacion amalgama robinLa poeta Robin Myers presenta ‘Amalgama/Conflations’
    noviembre 22, 2016 2:03 pm
  2. LIBRO“Pablo Escobar in fraganti” #PrimerosCapítulos
    noviembre 22, 2016 8:46 am
  3. encuentro entre lizalde y cardenalErnesto Cardenal y Eduardo Lizalde, juntos en la UNAM
    noviembre 21, 2016 3:59 pm
  4. cuatro libros basicos de jack london4 libros básicos de Jack London
    noviembre 21, 2016 3:10 pm
  5. la rebelion de sor juana primeroscapitulosLa rebelión de Sor Juana Inés de la Cruz #PrimerosCapítulos
    noviembre 20, 2016 12:55 pm
  6. Entrevista con raul zurita” ‘2666’ de Roberto Bolaño, obra maestra pero le sobran 800 páginas”: Raúl Zurita
    noviembre 20, 2016 12:17 pm
Escribe un comentario

Nota: Los opiniones aquí publicadas fueron enviadas por usuarios de Aristeguinoticias.com. Los invitamos a aprovechar este espacio de opinión con responsabilidad, sin ofensas, vulgaridad o difamación. Cualquier comentario que no cumpla con estas características, será removido.

Si encuentras algún contenido o comentario que no cumpla con los requisitos mencionados, escríbenos a [email protected]
 
Inflación se acelera y sube 3.31% en noviembre
Es la más alta desde el 4.08 por ciento que registró en diciembre