Argentina: las pistas, tras la muerte del fiscal Nisman
"Una puerta estaba abierta. La de servicio estaba abierta", revela el cerrajero.
Nisman muerte
(Foto: Xinhua)

La muerte del fiscal que acusó a la presidenta de Argentina, Cristina Fernández de Kirchner, de pactar con Irán la impunidad de presuntos terroristas desató un clima de confusión, especulaciones e incertidumbre en un año electoral.

Alberto Nisman, el fiscal que investigaba el ataque terrorista sufrido en 1994 en la Asociación Mutual Israelita Argentina (AMIA), murió de un disparo en la cabeza el domingo por la tarde, cuatro días después de haber hecho una denuncia que provocó un escándalo internacional.

La primera versión oficial fue que el cuerpo del fiscal había sido hallado tirado en el baño de su departamento, ubicado en uno de los barrios más lujosos de Buenos Aires, con las puertas de acceso cerradas por dentro, y a su lado había una pistola calibre .22 y un casquillo de bala.

El secretario de Seguridad, Sergio Berni, se presentó al lugar durante la madrugada del lunes y por la mañana anunció, antes de que se hubieran concluido los peritajes, que todo apuntaba a un suicidio.

La fiscal designada al caso, Viviana Fein, descartó el mismo lunes por la tarde que hubiera habido una tercera persona en el departamento, con lo que prácticamente confirmó la teoría de que Nisman se suicidó.

Sin embargo, las sospechas sobre la muerte del fiscal han crecido en las últimas horas, sobre todo porque no se encontraron restos de pólvora en sus manos, prueba contundente cuando alguien se quita la vida.

Además, en su mesa de trabajo se encontró una lista de compras que su empleada doméstica debía realizar el lunes, lo que no tendría sentido si pensaba suicidarse el domingo.

En el mismo sentido apunta la última foto que mandó Nisman desde su teléfono y en la que muestra una mesa colmada de papeles de trabajo, ya que el lunes debía comparecer ante una comisión de la Cámara de Diputados para fundamentar su denuncia contra la presidenta.

La investigación ya comprobó que Nisman le pidió el sábado la pistola calibre .22 a un colaborador, pese a que él mismo tenía dos armas a su nombre que podría haber utilizado.

El papel de Berni, en tanto, está bajo cuestionamientos porque pese a ser el secretario de Seguridad no tenía nada qué hacer en el departamento de Nisman, a donde, según él mismo declaró, llegó dos minutos antes que el juez y una hora antes que la fiscal designada para el caso.

Por otra parte, en la noche del domingo hubo dos llamadas al Servicio de Atención Médica de Emergencia para que acudieran al departamento de Nisman, pero en ambos casos, cuando llegaron los médicos, se les negó el ingreso.

La ex esposa de Nisman, la jueza Sandra Arroyo, ya advirtió que no cree en la hipótesis del suicidio, aunque aclaró que por el momento no puede hacer conjeturas y debe esperar el dictamen de la justicia.

Nueva declaración

Una nueva declaración puede revelar datos claves en la causa que investiga la muerte del fiscal Alberto Nisman, el domingo, señala hoy el diario El Clarín.

La fiscal Viviana Fein tomó la declaración del cerrajero que fue convocado para abrir el departamento del piso 13 de la torre Boulevard del complejo Le Parc.

“Vine a declarar porque yo abrí la puerta del departamento. Entré, sí. Una puerta estaba abierta. La de servicio estaba abierta”, dijo, y enciende otra alarma en esta ya compleja investigación.

Walter, al salir de Tribunales, amplió su testimonio ante los medios. Dijo que lo llamó la seguridad del edificio y siempre se refirió a una puerta, la de servicio, ya que la principal tiene código alfanumérico y no se pudo abrir.

(Con información de Ntmx y El Clarín)



Temas relacionados:
Argentina
Escribe un comentario

Nota: Los opiniones aquí publicadas fueron enviadas por usuarios de Aristeguinoticias.com. Los invitamos a aprovechar este espacio de opinión con responsabilidad, sin ofensas, vulgaridad o difamación. Cualquier comentario que no cumpla con estas características, será removido.

Si encuentras algún contenido o comentario que no cumpla con los requisitos mencionados, escríbenos a [email protected]
 
Agustín Carstens dejará Banxico el 1 de julio de 2017.
Será gerente del Banco de Pagos Internacionales.