Grupos proinmigrantes protestan contra deportación de joven mexicano
"Algunas personas me dijeron que iban a deportarme, otros dijeron que no pasaría nada", dijo Juan Manuel Montes, de 23 años, quien tan sólo a tres horas de haber sido detenido, fue llevado a México.
(Foto: Archivo / Cuartoscuro)

La deportación del mexicano Juan Manuel Montes, de 23 años, beneficiario del Programa de la Acción Diferida para los llegados en la Niñez (DACA), provocó  reclamos de diversas organizaciones para que le permitan volver a Estados Unidos.

La Coalición por los Derechos Humanos de Inmigrantes de Los Ángeles (CHIRLA) acusó al gobierno del presidente Donald Trump de actuar sin equidad ni justicia en el caso de Montes, nacido en México pero llevado a los nueve años de edad por sus padres a Estados Unidos.

La vocera de CHIRLA, Angélica Salas, exigió “el regreso inmediato de Juan Manuel Montes a su familia”, y reclamó que el Departamento de Seguridad Interna (DHS) explique “por qué la administración Trump está aterrorizando al mismo grupo de personas que dijo que trataría de manera justa y humanitaria”.

Los agentes federales ignoraron la promesa del presidente Trump de proteger a los inmigrantes indocumentados traídos a Estados Unidos de niños.

Después de pasar una velada con su novia en Calexico, California, el 17 de febrero, Montes, quien había solicitado dos veces la protección frente a la deportación bajo el programa DACA, fue interrogado por agentes de la Patrulla Fronteriza cuando esperaba dar un paseo.

Montes había dejado su billetera en el coche de un amigo, por lo que no pudo presentar su identificación ni comprobar su afiliación al DACA, y en tres horas fue enviado a México.

“Algunas personas me dijeron que iban a deportarme, otros dijeron que no pasaría nada”, dijo Montes a USA TODAY desde la casa de sus tíos, en el oeste de México, donde se ha quedado.

Desde que asumió el cargo, Trump ha firmado órdenes ejecutivas contra unos 11 millones de inmigrantes indocumentados que viven en Estados Unidos, para lo que amplió los criterios para detener y deportarlos.

Sin embargo, Trump declinó revocar las protecciones del DACA, que desde el anterior gobierno benefician a más de 750 mil jóvenes inmigrantes indocumentados, a quienes incluso tranquilizó con las frases: “no deberían estar muy preocupados”, “tengo un gran corazón”.

Según la organización United We Dream, al menos 10 beneficiarios del DACA están bajo custodia federal, y según la directora del grupo, Greisa Martínez, el caso de Montes prueba que los jóvenes amparados por el programa están en riesgo a pesar de lo que dijo Trump.

Un grupo de abogados presentó este martes una demanda en una corte federal en California, para que la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza divulgue detalles del encuentro del agente con Montes, explicó la abogada Marielena Hincapié, directora ejecutiva del Centro Nacional de Derecho de Inmigración.

Montes sufrió una lesión cerebral traumática cuando era niño, que lo dejó con dificultades de aprendizaje, explicó Hincapié, a pesar de lo cual tomó cursos de educación especial y se graduó de la preparatoria en 2013.

El joven, quien tomaba clases de soldadura en un colegio comunitario del sur de California y trabajaba como jornalero en cosechas en California y Arizona, vivía con su madre y un hermano menor, que nació en Estados Unidos.

Los registros judiciales muestran que tiene cuatro condenas: una por robo en enero de 2016 y tres por conducir sin licencia, la última hace tres meses, que no invalidan la protección del DACA, de acuerdo con los Servicios de Inmigración y Ciudadanía de los Estados Unidos.

Montes recibió una nueva protección del DACA en enero de 2016, vigente hasta 2018, pese a lo cual fue obligado a firmar documentos sin recibir copia al momento de ser deportado a Mexicali.

Aunque un amigo que cruzó la frontera le devolvió su billetera y ropa, Montes relata haber sido asaltado, agredido y golpeado, por lo que retornó a Estados Unidos escalando el muro en febrero, donde pronto fue capturado por agentes federales, interrogado y deportado.

Hoy, Montes se ha vuelto a conectar con su padre y trabaja en una gasolinera y un molino de tortilla. Pero está contando los días para regresar a Estados Unidos. (NTMX)



Temas relacionados:
Estados Unidos
México
Migración




    Contenido Relacionado


  1. Deportan al primer “dreamer” mexicano en la era de Trump
    Abril 18, 2017 6:03 pm
Escribe un comentario

Nota: Los opiniones aquí publicadas fueron enviadas por usuarios de Aristeguinoticias.com. Los invitamos a aprovechar este espacio de opinión con responsabilidad, sin ofensas, vulgaridad o difamación. Cualquier comentario que no cumpla con estas características, será removido.

Si encuentras algún contenido o comentario que no cumpla con los requisitos mencionados, escríbenos a [email protected]