“No cobramos reuniones con legisladores, pero sí por lograr discusión de un artículo”: PwC
La consultora sí ofrece servicios de cabildeo para lograr discusiones con legisladores. “No cobramos 75 mil pesos por una reunión con un diputado, pero sí cobramos esa cantidad por realizar estudios especializados sobre el tema”, dicen.
“No cobramos reuniones con legisladores, pero sí por lograr discusión de un artículo”: PwC
(Foto:PWC)

La consultora Pricewatherhouse Coopers (PwC) sí ofrece servicios de cabildeo para lograr discusiones con legisladores, en las que las empresas puedan exponer sus demandas y puntos de vista a diputados y senadores, pero “no cobra por estas reuniones”.

Así lo señaló esta mañana José Antonio Quesada, socio y líder de clientes y mercados de PwC, en entrevista con Noticias MVS, a dos días de que El Universal publicó el reportaje “Un millón de dólares por cambiar un artículo de la reforma”,  sobre los servicios de cabildeo que esta firma ofrece a empresas mexicanas y extranjeras, en el contexto de la reforma fiscal.

Según el diario, PwC también cobra 75 mil pesos por gestionar una reunión entre uno de sus clientes con un legislador.

En la entrevista, Quesada afirmó que el reportaje de El Universal es “impreciso”, pero admitió que el documento sobre el tipo de servicios de cabildeo que ofrecen “sí existe y lo obtuvo el diario”. Sin embargo, afirmó que sólo se trató de un borrador de propuestas de acciones.

Al respecto, El Universal publicó esta tarde que funcionarios de PWC fueron contactados por el diario para conocer su postura sobre el tema, sin embargo no hubo ningún pronunciamiento al respecto.

¿Cobran 1mdd por cambiar un artículo de la reforma hacendaria?, preguntó Carmen Aristegui.

-PwC: “La cifra real es 1 millón de pesos, y cobramos eso por lograr la discusión (entre legisladores) de un artículo que pueda tener impacto”.

Agregó: “No cobramos 75 mil pesos por una reunión con un diputado, pero sí cobramos esa cantidad por realizar estudios especializados sobre el tema”.

Durante la entrevista, Quesada aclaró que PwC es una empresa “netamente mexicana” que forma parte de red internacional especializada en temas de contabilidad.

“El cabildeo es uno más de los servicios que prestamos”. Subrayó: “operamos con el código de ética del Procab (Asociación de Profesionales del Cabildeo, AC)”.

¿El paquete de servicios que ofrecen incluye entrevistas con legisladores y promover cambios que puedan “tumbar una reforma”?

-No. La actividad de cabildeo es informar para influir, explicó Quesada.

¿Para quién trabajan?

-Tenemos como clientes a varias empresas extranjeras.

Concretamente, ¿ustedes gestionan encuentros con lesgisladores para influir en lo que van a votar?

-No. Nosotros sólo asesoramos al cliente.

A favor de la regulación

Sobre las propuestas de legisladores para regular la actividad de las consultorías de cabildeo, Quesada dijo que a PwC  le interesa que la actividad del cabildeo sea transparente y esté reglamentada.

“Las modificaciones que hicieron (los legisladores) son muy afortunadas y creemos que cualquier otra regulación que quite sombras sobre este tipo de actividades, para que mejoren frente a la opinión pública, será muy afortunada”.
Recomendó a las consultoras certificarse ante el Procab, y actuar apegados al Código de Ética de esta asociación.

Apuntó: “Como en todos los casos, contadores, arquitectos, afortunados y desafortunados, y en este caso hay cabilderos que tienen buenas prácticas y quizá haya otros que no estén ni siquiera reglamentados”.

¿Sabes si son más que los otros? 
-Yo creo que pueden ser más. Las cifras que te digo que están en pesos corresponden a una valoración en mercado de nuestros servicios, pero realmente el tabulador de lo que pueden estar ganando otros que tienen este tipo de actividades sale del rango de los que están en el mercado de los regulados.

-¿O sea que cobran más que ustedes?

-Muy probablemente.

-¿Lo intuyes? 

-Lo intuimos, porque a veces nos toman clientes de una manera muy baja en el sentido de modificación de estrategias o actividades. Pero los que están en el Procab, que son a los que nosotros estamos unidos, sí tienen estándares y códigos de ética que son muy estrictos en esa materia.
Ve la entrevista con José Antonio Quesada, socio y líder de clientes y mercados PricewatherhouseCoopers, en Noticias MVS:

Textual: Lee aquí toda la entrevista con el representante de PwC.

Carmen Aristegui (CA), conductora: Por obvias razones el reportaje que se publicó en “El Universal” hace unos días causó, desde luego, una enorme atención y gran debate, polémica, que incluso llevó al propio Congreso a tomar determinaciones para perfilar una regulación, una reglamentación, un poner límites al tema del cabildeo en México.

Vamos a ver en qué termina pero detonó, sin duda, creo, este reportaje de “El Universal”, de Horacio Jiménez y Mario Alberto Verduzco, que en su momento hablaron de lo que cobra una empresa, según esta información, PricewaterhouseCoopers, por ofrecer sus servicios de cabildeo.

Tomo una de las informaciones que se publicaron hace unos días. Dice el titular: “Un millón de dólares por cambiar un artículo de la reforma”.

La firma PricewaterhouseCoopers, cuya sede principal se encuentra en Londres, promueve en México acciones de cabildeo contra cambios propuestos en la reforma fiscal del presidente Enrique Peña Nieto.

Habla de que esta firma ofrece sus servicios de cabildeo en el Congreso para tirar o modificar artículos de la propuesta de reforma y que ya opera en la Cámara de Diputados para modificar artículos, entre iniciativas de Ley de Impuesto Sobre la Renta, el 10 por ciento de las ganancias a las actividades bursátiles, en fin, todo esto que en su momento comentamos aquí diciendo el periódico que tuvo acceso a un documento, un documento en poder de “El Universal” de ocho cuartillas en el que se titula “Lobbing Institutional and Relations” en el mes de septiembre, escrito en inglés, y en donde se ve al final a la firma de PricewaterhouseCoopers.

De esto hablamos, de esto se ha discutido, dice este documento -citado por “El Universal” que PricewaterhouseCoopers cobra o cobraría 70 mil dólares más IVA por cada entrevista que realice con cualquier legislador y cinco mil dólares más IVA por cada hora invertida en el análisis.

Está aquí un socio de PricewaterhouseCoopers, vocero en este momento y líder de clientes y mercados de esta firma pues centenaria, desde luego con presencia mundial, que ha decidido emitir su postura pública al respecto, hoy se publica un desplegado sobre lo publicado y mencionado aquí y está en este estudio para decir lo que tenga que decir.

Un instante José Antonio Quesada, buenos días, hablaremos contigo.

José Antonio Quesada (JAQ), líder de clientes y mercados de PricewaterhouseCoopers: Buenos días Carmen.

CA: Pues estamos esta mañana con José Antonio Quesada, socio de PricewaterhouseCoopers, esta empresa que decidió publicar hoy un desplegado y que acude esta mañana a este programa a decir ¿qué?

Una vez que estamos ante una empresa que tiene presencia aquí y en 150 países del mundo, es una empresa archirreconocida mundialmente que tiene presencia en México hace cien años o más, y que hoy aparece en escena porque hay un reportaje donde dice cosas muy delicadas sobre lo que cobran, cómo lo cobran, cómo operarían para tirar artículos de la reforma hacendaria, etcétera.

Ya hablamos del reportaje, ya hemos dado información al respecto, ¿qué tienen ustedes qué decir, José Antonio?

JAQ: Mira, efectivamente, creo que tú has señalado varios temas que decía el reportaje. Nuestra empresa -como bien dices- en México tiene más de cien años, antes de que la profesión contable se estableciera ya estaba PricewaterhouseCoopers, y lo más interesante es que ya veníamos con un código de ética y con unos protocolos de operación.

Algo que para nosotros es muy importante es que la opinión pública y, sobre todo, la de los lectores de “El Universal” conocieran, es el punto de vista de PwC en relación a varias imprecisiones que podrían venir de la nota original.

Por ejemplo, la imprecisión desde el inicio de que nuestra sede no está en Londres, está en Nueva York; otra imprecisión importante es que no somos una empresa extranjera, la firma es una firma nacional, nuestro socio director es un mexicano y da trabajo a cuatro mil 500 personas mexicanas. Entonces, a lo que voy es que PricewaterhouseCoopers es una empresa netamente mexicana que es parte de la red global PwC a nivel mundial y tiene estrictos protocolos de operación, por un lado.

Otra imprecisión que se me hace muy interesante es la actividad ya per sé de todos los servicios que desarrollamos, nosotros desarrollamos auditorías, consultorías, servicios legales, y dentro de estos servicios están los servicios de cabildeo, es uno más de la oferta de servicios que nosotros prestamos.

Dentro de los servicios de cabildeo atendemos a las más estrictas reglas que operan en nuestro país, que son las que tiene la Asociación de Profesionales de Cabildeo, Procab, y ahí nos adherimos al número de los registrados, estamos certificados por el Procab y también estamos de alguna manera con el código de ética de Procab, aunque el nuestro también es un código de ética quizá de mayor envergadura, en el sentido de las astringencia o de la delicadeza de tocar algunos temas, como venían los montos y tarifas por algunas actividades.

CA: ¿Cobran un millón de dólares por cambiar un artículo de la reforma hacendaria?

JAQ: No.

CA: ¿Cuando cobran?

JAQ: La cifra, para empezar, cuanto la tomó “El Universal” del texto de la presentación venía con imprecisión de que como estaba en inglés, el articulista pensó que las cifras eran en dólares, la cifra es un millón de pesos y es por una serie de estudios que tienen que ver con la evaluación económica del impacto que podría tener una discusión fiscal, un artículo, o una implicación, o una modificación.

Y jamás conseguimos por 75 mil dólares una junta con un funcionario, con un legislador, jamás podríamos tener una situación así y realmente el redondeo, lo que corresponde al millón de pesos y a los 75 mil pesos, corresponde a todo lo que es la parte de estudio, evaluación y soporte, porque en estas cosas nosotros hacemos un ejercicio de benchmark, o sea, no sólo nosotros hacemos lo que sería el impacto económico en México, sino que también vemos qué prácticas mundiales hay para poder hacer a llegar al cliente, y en este caso también al legislador posteriormente, esta información.

CA: Además de los estudios que involucrarían estas cifras que, dices, no son dólares y sino son pesos, ¿incluyen -digámoslo así sencillamente- en el paquete gestionar entrevistas con legisladores, promover específicamente acciones conducentes a tumbar un artículo tal o cual de una reforma, esa es una tarea que ustedes realizan, eso es algo por lo que cobran y hacen “lobbying” con los legisladores?

JAQ: Contundentemente te digo que no, lo que hace la firma es una serie de estudios y evaluaciones para poderle dar al cliente más elementos sobre la evaluación económica y que posteriormente ésta la conozca al legislador. Como tú sabes, la actividad de cabildeo está denominada o definida como la situación de informar para influir.

CA: A ver, por ejemplo, el tema, ¿qué será bueno?, el tema del artículo 29, la propuesta de aplicar un impuesto del 10 por ciento a la Bolsa, por ejemplo, ustedes dicen: ” a ver, empresarios”, o los empresarios los buscan…

JAQ: Sí.

CA: Ese artículo, ese impuesto, esa decisión que se piensa tomar a mí no me conviene, no me gusta, no la quiero. Vamos con los de Price y los vamos a contratar por una cantidad ¿para que hagan qué? Porque yo lo que quiero, empresario, es tumbar ese artículo.

JAQ: Claro. Mira, ahí lo que nosotros hacemos…

CA: ¿Qué sí hacen…

JAQ: Qué sí hacemos…

CA: …cuando el propósito claro es “tumbemos esa reforma o tumbemos los artículos que no nos gustan de la reforma”.

JAQ: Para empezar, yo te puedo decir que hay una parte muy interesante que es, efectivamente, dentro de la base de clientes tenemos a empresarios nacionales y extranjeros, porque mucho era dirigido a temas de extranjeros.

En el tema de lo que es la evaluación de estos artículos, en particular éste de las deducciones, se toma toda una base y una experiencia mundial; cuál es el impacto económico que esto podría tener en las finanzas, tanto de la empresa, en el sentido de si tiene un impacto de viabilidad, de sustentabilidad el negocio, de realmente si desaparecía o tendría una implicación mayor, una afectación en su negocio. Y de esta forma se elabora una serie de estudios con la experiencia que se podría tener, y con la experiencia que ha sido el gravar este tipo de ingresos en otros países y, con esos elementos, lo que la firma hace es ponerla a disposición de los legisladores que están a cargo de estos temas para que conozcan otro punto de vista de lo que ha sido el impacto en otros países.

CA: ¿Se queda en entregarle al legislador un estudio hecho por ustedes sobre los impactos de tal o cual reforma. No hay regalos, no hay dádivas, no los invitan a la mansión, no los -perdón la palabra- cachondean?

JAQ: No, no, no, es muy interesante tu punto de, vista porque en el Código de Ética de Procab, antes todavía de las modificaciones que se acaban de sufrir, ya venía este tipo de temas y nosotros no tenemos ningún tipo de relación de gasto de esta naturaleza, y la firma jamás podría entrar a eso, no sólo por el Código de Ética de Procab, sino también por el Código Interno que tenemos de Etica, y porque en muchos casos nuestros clientes tienen otros códigos de ética que también están atados a alguna otra legislación que también les impide llevar a cabo esta tarea.

Entonces, a lo que voy es hay varios candados por varios lados que te permiten estar con certeza de que nosotros no podríamos hacer eso, y nos circunscribimos al asunto de entregar un dictamen, un análisis, una información, un estudio que tiene que ver con el impacto económico en estas áreas.

CA: Quedaron ustedes, como firma, atrapados en esta circunstancia, ante la opinión pública, precisamente por lo que se revela por parte de los colegas de “El Universal”, de un documento que sí existe, de un documento que fue presentado en el periódico, como fue presentado, con las impresiciones que dices de las cantidades que se pusieron en dólares pero que eran en pesos. Y aquí cuando se plantea en el periódico que hay una tarea de cabildeo, sí se incluye, y te pregunto si el documento existente lo dice así, sí se incluye la idea de que en el paquete se paga por gestionar encuentros con legisladores.

JAQ: Sí, mira, qué bueno que lo mencionas. El documento sí existe, es un documento que “El Universal” de alguna manera obtuvo. El documento es un borrador para discusión, no es una propuesta, no es un documento terminado, está sujeto a una serie de revisiones…

CA: ¿Muy lejano a lo quedó en el final?

JAQ: Muy lejano, te voy a decir que inclusive, en ese caso el servicio ni siquiera se llevó a cabo, pero lo que es más interesante es…

CA: ¿Quién los estaba contratando potencialmente?

JAQ: Te podría decir, de nuevo, entre nuestros clientes están empresas nacionales y extranjeras…

CA: ¿O sea que empresas extranjeras querían eso?

JAQ: …y están colegios, asociaciones y una serie de grupos de interés.

En este caso, por el tema de confidencialidad que tenemos con los clientes, no te podría dar la precisión pero…

CA: Pero regresemos a la parte en donde te preguntaba sobre si gestionan o no ustedes encuentros con legisladores con el propósito de modificar o incidir en las decisiones de los legisladores, es decir, esta práctica de ya un contacto directo con el legislador a la mejor ayuda a que yo le convenza…

JAQ: Claro. Te puedo decir contundentemente que no. Nosotros lo que hacemos es orientar al cliente, como te decía, en la parte del estudio técnico, el impacto económico, y después sí, en las cámaras tienen distintos encargados de estos temas y orientarlos con quien tendríamos que tocar base para que pudieran ellos dialogar e informar sobre la postura en particular de esa industria, de ese conglomerado, etcétera, etcétera.

CA: Bueno, para cerrar porque el tema -desde luego- da para mucho y, como dije, esta publicación dio mucha materia para discusión y muchos legisladores dijeron cosas al respecto, hablando de muchos cabilderos, de una gran presión de los cabilderos, de una indebida actuación de cabilderos, etcétera, etcétera, y aparecen ustedes en escena porque es el documento que se publica al respecto.

Habida cuenta que tú dices “nosotros así nos defendemos y esto es lo que hacemos”, ¿es verdad que existe una proliferación de firmas de cabilderos en México?

JAQ: Mira, ése es un punto que realmente a nosotros nos interesa también que se vaya transparentando y reglamentando de mejor manera.

Efectivamente, hay los cabilderos que están registrados en el Procab, que están certificados, que están atados al Código de Ética…

CA: Y luego los parientes de otros…

JAQ: Y están algunos otros que también desarrollan actividades de cabildeo.

Las modificaciones que se hicieron creemos que son muy afortunadas y creemos que cualquier otra regulación o transparentación que quite todas las sombras sobre este tipo de actividades y que mejoren conforme a la opinión pública, será muy afortunada.

Creo que aquí sí hay, como en todos los casos, contadores, afortunados y desafortunados; arquitectos, afortunados y desafortunados, y en este caso hay cabilderos que tienen buenas prácticas y quizá haya otros que no estén ni siquiera reglamentados.

CA: ¿Y quién gana?

JAQ: Aquí yo creo que gana la desinformación.

CA: Pero ¿hay más cabilderos de cuáles?

JAQ: Me encantaría darte esa cifra porque eso significaría que yo conozco mejor mi mercado, yo sólo te puedo decir de los que están registrados, de los que no están registrados, no tengo datos y…

CA: Pero sabes que existen porque lo estás diciendo.

JAQ: Porque los estamos viendo.

CA: ¿Pero no sabes si son más que los otros?

JAQ: Yo creo que pueden ser más y además otro dato muy interesante, las cifras que te digo que están en pesos corresponden a una valoración en mercado de nuestros servicios, pero realmente el tabulador de lo que pueden estar ganando otros que tienen este tipo de actividades sale del rango de los que están en el mercado de los regulados.

CA: ¿O sea que cobran más que ustedes?

JAQ: Muy probablemente.

CA: ¿Lo sabes?

JAQ: No, no tengo elementos.

CA: ¿Lo intuyes?

JAQ: Lo intuimos.

CA: Casi lo dices.

JAQ: Pues lo intuimos porque a veces nos toman clientes de una manera muy baja en el sentido de modificación de estrategias o actividades, pero los que están en el Procab, que son de alguna manera a los que nosotros estamos unidos, te puedo decir que sí tienen estándares y códigos de ética que son muy estrictos en esa materia.

CA: Pues José Antonio Quesada, socio y líder de Clientes y Mercados de PriceWaterhouseCoopers, te agradezco tu presencia esta mañana en este programa, dado que nosotros aludimos a esta información de “El Universal”, te agradezco que hayas también en este programa, al igual que lo han hecho en este desplegado, pues su definición pública del asunto. Gracias por estar aquí esta mañana.

JAQ: Gracias a ti.



Escribe un comentario

Nota: Los opiniones aquí publicadas fueron enviadas por usuarios de Aristeguinoticias.com. Los invitamos a aprovechar este espacio de opinión con responsabilidad, sin ofensas, vulgaridad o difamación. Cualquier comentario que no cumpla con estas características, será removido.

Si encuentras algún contenido o comentario que no cumpla con los requisitos mencionados, escríbenos a [email protected]
 
Agustín Carstens dejará Banxico el 1 de julio de 2017.
Será gerente del Banco de Pagos Internacionales.