En medio de la contingencia, Mancera y Eruviel chocan por la basura
"El Estado de México ya no puede seguir recibiendo esas 8 mil toneladas diarias de basura, provenientes de la Ciudad de México", advirtió el gobernador del Estado de México.
Decenas de camiones de basura se encuentran estacionados para acceder a la procesadora de basura de la Central de Abastos después del conflicto que hubo con el Estado de México y la acumulación de basura en la Ciudad. (Foto: Armando Monroy/ Cuartoscuro)

El jefe de gobierno, Miguel Ángel Mancera afirmó que no afectará a la capital del país, la decisión del gobierno del Estado de México, de cerrar los rellenos donde se depositaban ocho de las 12 toneladas de basura que genera diariamente la Ciudad de México.

“Lo que no vamos a hacer, de ninguna manera, es tomar alguna medida que afecte a la población del Estado de México, por el contrario, el transporte gratuito no ha distinguido, el transporte gratuito se está dando a la gente de la ciudad y a la gente del Estado de México y a cualquiera que nos visite en este momento”, expuso.

El mandatario también negó algún tipo de distanciamiento con el gobernador del Estado de México, que haya podido influir en la decisión de cerrar dichos depósitos de basura, “simplemente son decisiones de políticas públicas”.

“Son decisiones propias del gobierno del Estado de México, que pues nosotros tenemos que seguir atendiendo a la gente de la Ciudad de México”, reiteró el jefe de gobierno.

Agregó que “si esta decisión, de los cierres en el Estado de México, nos hubiera tomado, quizá, hace cuatro años, hace más de tres años, hubiera sido mucho más complicado para la Ciudad de México, hoy yo creo que están todas las condiciones para que se pueda resolver esto”.

En tanto, al mantenerse en su postura no recibir de la Ciudad de México residuos que generan más de 10 mil toneladas de dióxido de carbono (CO2), el gobernador del Estado de México, Eruviel Ávila, pidió a las autoridades asumir responsabilidad más que repartir culpas.

El mandatario dijo que evitar que las 8 mil toneladas de residuos se depositen en el estado, está en una serie de acciones que la administración estatal emprendió con el objetivo de reducir los índices de contaminación registrados durante esta semana, como prestar el servicio de transporte gratuito en el Mexibús.

Mencionó además, entre otras, la aplicación de operativos para agilizar el flujo vehicular y suspender obras que entorpezcan el tránsito en vialidades.

Las 8 mil toneladas diarias de residuos sólidos provenientes de la Ciudad de México generan más de 10 mil toneladas de CO2 y más de 400 toneladas de gas metano anualmente, un riesgo para la salud de las personas, por lo que además es necesario analizar el pasivo ambiental con el fin de determinar cómo afecta cada entidad al medio ambiente.

“Demando con respeto, con cordialidad que en la mesa ambiental de la megalópolis se analice el tratamiento de los desechos sólidos, porque el Estado de México ya no puede seguir recibiendo esas 8 mil toneladas diarias de basura, provenientes de la Ciudad de México”, indicó.

“No se trata de ver quién es más responsable que otro; lo que se trata es ser realistas, actuar con responsabilidad”, reiteró el gobernador.

Eruviel Ávila garantizó que en el Estado de México continuarán las medidas recomendadas por la Comisión Ambiental de la Megalópolis, con la intención de mejorar las condiciones del medio ambiente.







    Contenido Relacionado


  1. Cuarto día de contingencia: transporte gratuito; acciones insuficientes
    Marzo 17, 2016 7:21 am
Escribe un comentario

Nota: Los opiniones aquí publicadas fueron enviadas por usuarios de Aristeguinoticias.com. Los invitamos a aprovechar este espacio de opinión con responsabilidad, sin ofensas, vulgaridad o difamación. Cualquier comentario que no cumpla con estas características, será removido.

Si encuentras algún contenido o comentario que no cumpla con los requisitos mencionados, escríbenos a [email protected]