Ejidatarios inician desazolve de río para recuperar cascadas de Agua Azul
La Conagua, CONANP y Protección Civil de Chiapas dictaminaron que el deslizamiento de piedras y tierra crearon un bordo que desvió el afluente a un río secundario.
Foto: Ángeles Mariscal

Ejidatarios del poblado que administra el centro turístico Cascadas de Agua Azul, iniciaron por cuenta propia el desazolve del río, a fin de recuperar el flujo de agua que abastece el lugar, cuyo afluente se vio disminuido en días recientes, hasta casi secar la cascada principal.

De manera independiente iniciaron la obra con palas y picos, una vez que autoridades de la Comisión Nacional de Agua (Conagua), la Comisión Nacional de Aguas Naturales Protegidas (CONANP) y de Protección Civil de Chiapas, dictaminaron que un deslizamiento de piedras y tierra crearon un bordo que desvió el afluente a un río secundario y ello, sumado a un agrietamiento, estaba filtrando el agua al subsuelo. Todo producto de los asentamientos de tierra que trajo consigo el terremoto del 7 de septiembre y los sismos subsecuentes.

Autoridades federales y estatales dieron un plazo de 20 días para desarrollar una estrategia que permitiera recuperar el cauce del río. Sin embargo, los campesinos decidieron no esperar. Organizaron cuadrillas de trabajadores, y con las herramientas que contaron, iniciaron los trabajos de desazolve del borde.

Explicaron que las cascadas se estaban secando de forma alarmante a medida que pasaban los días, ocasionando problemas secundarios como el agrietamiento de la tierra, y desalentando la actividad turística.

Hasta este martes, luego de dos días de trabajo, el nivel del agua poco a poco empezó a fluir en las cascadas, aun cuando por el movimiento de la tierra caliza, su color en este momento es gris, y no el verde azulado que la caracteriza. Una vez que se asiente la tierra –explicaron- volverá a recuperar sus tonos.

Ante esta determinación de los ejidatarios, la Conagua dio a conocer a través de un comunicado que realizará trabajos de excavación de un tajo sobre el brazo derecho del río que en ese tramo le llaman Shumula, específicamente a la altura donde el agua se desvía, para reorientar el flujo a su condición habitual y que llegue a las cascadas.

Anunció que se instalará un muro de mampostería envuelto con material filtrante y una capa de suelo que permitirá restablecer su condición previa.

El parque Cascadas de Agua Azul es uno de los principales centro turísticos del Chiapas, y tiene relevancia nacional por el ecosistema que forma gracias al río Agua Azul.

En los primeros días del mes de noviembre las cascadas presentaron una disminución de caudal que fue observada y reportada por los ejidatarios beneficiarios del parque. Esta situación aumentó a partir del jueves 9 de noviembre, cuando el nivel del agua en el brazo derecho del río descendió aproximadamente un metro y, por consecuencia, redujo el caudal en las cascadas.

(Información: Ángeles Mariscal)



Temas relacionados:
Chiapas
Medio Ambiente
Viajes



Escribe un comentario

Nota: Los opiniones aquí publicadas fueron enviadas por usuarios de Aristeguinoticias.com. Los invitamos a aprovechar este espacio de opinión con responsabilidad, sin ofensas, vulgaridad o difamación. Cualquier comentario que no cumpla con estas características, será removido.

Si encuentras algún contenido o comentario que no cumpla con los requisitos mencionados, escríbenos a [email protected]