Obama minimiza insulto de mandatario filipino y le reitera apoyo en lucha contra narco
Por su parte, Rodrigo Duterte lanzó una crítica poco disimulada a Estados Unidos en la cumbre del sudeste asiático en Vientiane, la capital de Laos, quejándose de que los colonizadores que mataron a muchos filipinos expresan ahora preocupaciones de derechos humanos sobre él.

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, restó importancia al insulto de su colega filipino, Rodrigo Duterte, y, por el contrario, reiteró el compromiso de su país con Manila en la lucha contra el narcotráfico, pero hacerla en la forma correcta.

“No me tomo esos comentarios de manera personal. Es una forma que (Duterte) tiene de hablar”, dijo Obama en conferencia de prensa este jueves, tras concluir una cumbre de la Asociación de Naciones del Sureste Asiático (ASEAN) celebrada en Vientiane, capital de Laos.

A pesar de que cancelaron una reunión oficial entre ambos mandatarios debido al insulto, Obama y Duterte se dieron la mano y charlaron la noche del pasado miércoles un par de minutos para “limar asperezas”, antes de la cena de gala con motivo de la cumbre de la ASEAN.

El gobierno de Filipinas había lamentado el pasado martes 6 de septiembre que se hubiera cancelado la entrevista entre su presidente y su par estadounidense, pues existe afinidad y alianza entre ambas naciones.

Sin embargo, Estados Unidos calificó el breve encuentro como un intercambio de cumplidos de cortesía.

“Me di la mano con Rodrigo Duterte. No fue una interacción larga y lo que le indiqué es que mi equipo debería reunirse con el suyo y determinar cómo podemos avanzar en un amplio abanico de cuestiones”, señaló Obama.

“Como ya dije en China, no me tomo estos comentarios como algo personal porque parece que es una frase que (Duterte) ha usado repetidamente, incluso dirigida al Papa y a otros. Así que creo que parece ser solo un hábito, una manera de hablar suya”, dijo.

Duterte -conocido por su dura estrategia de guerra contra las drogas en la autorizó a la policía a tirar a matar contra los presuntos narcotraficantes- dijo (en referencia a Obama) “putang ini, mumurahin kita diyan sa forum na iyan” (“hijo de puta, te maldeciré en el foro -de la ASEAN-“, en tagalo).

En la rueda de prensa, el jefe de la Casa Blanca reiteró el compromiso de Estados Unidos con Filipinas en la lucha contra las drogas, pero señaló que Manila debe hacer las cosas “correctamente”, en alusión a la violenta campaña del gobierno filipino contra el narcotráfico.

“Se debe ser consistente con las normas internacionales y el Estado de derecho (…) Por el camino equivocado habrá gente inocente que resultará dañada”, afirmó Obama, reiterando las críticas a esa campaña, que causaron el enfado de Duterte.

Subrayó que Estados Unidos quiere trabajar con Filipinas en la lucha contra el narcotráfico, un “serio problema” tanto para el país asiático como para Estados Unidos y el resto del mundo, según reportes de la agencia filipina de noticias PNA.

El gobierno del presidente Duterte lanzó tras su investidura, el 30 de junio pasado, una polémica guerra contra la droga que ha causado más de dos mil 500 muertos, mil 507 de ellos en ejecuciones extrajudiciales. (NTMX y AP)







    Contenido Relacionado


  1. Tras insulto, cancela Obama reunión con presidente filipino
    Septiembre 5, 2016 5:10 pm
  2. Desdén de Hillary Clinton; explicación de EPN a Obama y el insulto de Duterte (Video)
    Septiembre 6, 2016 6:53 am
  3. En Filipinas, el presidente despide a jefes policíacos por nexos con narcos
    Julio 5, 2016 1:44 pm
Escribe un comentario

Nota: Los opiniones aquí publicadas fueron enviadas por usuarios de Aristeguinoticias.com. Los invitamos a aprovechar este espacio de opinión con responsabilidad, sin ofensas, vulgaridad o difamación. Cualquier comentario que no cumpla con estas características, será removido.

Si encuentras algún contenido o comentario que no cumpla con los requisitos mencionados, escríbenos a [email protected]