Las batallas y el circo que inspiran en la Colonia Roma
Su aire cosmopolita es cautivador, quizá pocos saben que La Roma debe en gran medida su creación en 1902 a estar íntimamente ligada al mundo del circo.
aristegui-colonia-roma-01
Foto:(Wikipedia)

La novela

“Me acuerdo, no me acuerdo” con esa disyuntiva de la memoria comienza Las batallas en el desierto que el escritor mexicano José Emilio Pacheco publicó en 1981, donde cuenta la historia de un niño de clase media llamado Carlos habitante de la Colonia Roma de 1948, que se enamora de Mariana la madre de su mejor amigo Jim y narra las aventuras de ambos en sus calles y edificios históricos, nada tan inspirador como esta novela para conocer este querido barrio de la ciudad.

El circo

Walter Orrin fue el nombre del propietario del  circo Orrin, quién solicita al ayuntamiento de la Ciudad de México en 1902 autorización fraccionar los potreros de la condesa de Miravalle y junto con los Hermanos Lamm ingenieros y arquitectos diseñan este nuevo fraccionamientos y le ponen como nombre Colonia Roma en honor al circo romano y al antiquísimo pueblito de La Romita.

Fue el mismo Walter Orrin quien determinó que las calles de La Roma llevaran los nombres a manera de homenaje de los lugares provincianos y estados que le dieron los mejores aplausos a su circo en las giras por todo México, sus primeras casas empezaron a ser habitadas en 1906, años después pasada la Revolución Mexicana llegó a vivir al fraccionamiento la nueva clase acomodada de la ciudad con la novedosa electricidad, el agua corriente, las calles bien trazadas, en pocas palabras con todos los servicios.

La colonia Roma es para caminarla y para verla

En nuestros días la Colonia Roma es una gran  opción para dar un paseo a pie, disfrutando de todo el movimiento que esta zona  ofrece, ya sean cafés, restaurantes, tiendas, boutiques, galerías, estudios de tatuaje o cantinas.

Plaza La Romita

Es quizá el lugar más antiguo de la colonia Roma, es un pequeño zocalito muy antiguo donde en 1530 se edificó la capilla de Nuestra Señora de la Natividad de Aztacalco la cual hoy día todavía se encuentra ahí intacta, fue en este lugar donde el cineasta español Luis Buñuel en 1950 filmó escenas de su famosa película Los Olvidados, pisar La Romita es regresar varios siglos en el tiempo, se encuentra entre las calles de Puebla, Durango, Morelia y Cuauhtémoc (Eje 1 Poniente) pueden llegar por Guaymas, Real Romita o Callejón de Durango.

La Plaza Río de Janeiro

casa-brujas-colonia-roma-01-aristegui-01

La colonia Roma planteó la existencia de un jardín central, a  diferencia del zócalo pueblerino, está despojada de la presencia de poderes cívicos y religiosos. En la Plaza Río de Janeiro se encuentra una réplica de la escultura del David de Miguel Ángel al centro de una fuente, las construcciones que la rodean como La casa de las brujas son un muestrario de los diversos estilos arquitectónicos que caracterizan a la colonia Roma. Ustedes pueden llegar por calle Orizaba s/n, casi esquina con Durango, Colonia Roma.

El mejor capítulo de Las batallas en el desierto  se llama El lugar de en medio, hay que leerlo y releerlo sin duda alguna.

Te damos más info en: viajabonito.mx Twitter: @viajabonito Facebook: viajabonitoweb

seccion-viajes1



Temas relacionados:
Viajes
Escribe un comentario

Nota: Los opiniones aquí publicadas fueron enviadas por usuarios de Aristeguinoticias.com. Los invitamos a aprovechar este espacio de opinión con responsabilidad, sin ofensas, vulgaridad o difamación. Cualquier comentario que no cumpla con estas características, será removido.

Si encuentras algún contenido o comentario que no cumpla con los requisitos mencionados, escríbenos a [email protected]
 
Falsifican firma de Kate del Castillo
“No voy a participar en elecciones del Edomex”, aclara.