Jóvenes mexicanos entre 15 y 29 años, los más afectados por la violencia homicida
El Colegio de México publica ‘Vidas truncadas: El exceso de homicidios en la juventud de América Latina, 1990-2010’, de Arturo Alvarado Mendoza, Alberto Concha-Eastman, Hugo Spinelli y María Fernanda Tourinho Peres.
Entrevista arturo alvarado

La mortalidad violenta es un fenómeno creciente en América Latina. Las causas van más allá del incremento en los niveles de delincuencia y los efectos son detectables sobretodo en los jóvenes. Los investigadores Arturo Alvarado Mendoza, Alberto Concha-Eastman, Hugo Spinelli y María Fernanda Tourinho Peres, publican Vidas truncadas: El exceso de homicidios en la juventud de América Latina, 1990-2010. Los casos de Argentina, Brasil, Colombia y México, un estudio que revisa las causes y propone la necesidad de políticas públicas más eficaces en la materia.

En entrevista con Aristeguinoticias, Arturo Alvarado advierte, “En México la tasa de mortalidad no sólo se elevó, también cambió, hace veinte años la mayoría de muertes era por objetos punzocortantes y ahora son por armas de fuego”.

¿Por qué delimitar el estudio en cuatro países? ¿Qué detectaron en Argentina, Brasil, Colombia y México para originar este estudio?

Primero que nada nos fijamos en los países de América Latina que contaran con bases de datos serias sobre la mortalidad de los jóvenes. La idea general era abarcar el máximo de países posibles y partiendo de un fenómeno estructural. Desafortunadamente, la gran mayoría de los países de América Latina no cuentan con esta base de datos como El Salvador, Honduras, Venezuela.

¿Qué diferencias registra México en comparación con otros países?

Durante la década de los noventa, en comparación con países como Colombia y Guatemala, México era un outlayer en el contexto regional. Habría que preguntarnos por qué de pronto entramos de nuevo a este contexto de América Latina. Llegamos a tener tasas de homicidio diez veces más altas que la tasa regional y casi veinte veces más que la tasa promedio. Concluimos también que la explotación femenil es la más afectada en este fenómeno estructural.

¿Tiene relación con la presencia del crimen organizado y el aumento en los índices de violencia?

Hay una imagen pública muy construida que apunta a eso, pero hay aspectos relacionados a países urbanizados, el fenómeno de mortalidad se ve afectado por todo eso. No podemos decir que todo es por el narcotráfico, aunque sí afecta, es innegable que se han incrementado las organizaciones criminales. En México la tasa de mortalidad no sólo se elevó, también cambió, hace veinte años la mayoría de muertes era por objetos punzocortantes y ahora son por armas de fuego. Incluso la presencia de armas largas se ha incrementado.

Este aumento de armas de fuego tiene que ver con el flujo clandestino, pero sociológicamente, ¿el comportamiento ha cambiado?

El flujo clandestino existe en todos los países. Hay un conjunto de fenómenos muy complejos que se mezclan entre sí. En América Latina hay una enorme disponibilidad de armas de fuego, las puedes comprar o rentar. El propósito del libro es destacar este fenómeno como algo estructural, es algo que hay que atender.

¿Esto qué relación tiene con sistemas educativos deficientes o con opciones laborales ausentes para los jóvenes?

Hay factores económicos, culturales y sociales, pero uno de los más determinantes es la falta de empleo porque se asocia de inmediato a otras opciones de vida. El otro elemento es que las tasas de educación son relativamente bajas. Sabemos que el mercado de empleo cada día es más acotado, los jóvenes tienen menos oportunidad y eso los deja en condiciones vulnerables de violencia.

En términos de política pública, ¿qué es lo urgente?

El fenómeno afecta sobre todo a ciertos grupos de la población joven masculina y femenina. El índice de mortalidad sobre todo por agresiones y homicidios para la mujer ha aumentado en toda Latinoamérica. La población entre los 15 y 29 años es la más afectada por una violencia homicida. Necesitamos un programa de reducción de homicidios, un programa preventivo que además diagnostique y atienda los casos. En Brasil nos invitaron a diseñar una estrategia de acción, pero aquí no ha sucedido nada. No basta con localizar a las bandas criminales hay que ir más allá. Hace falta un programa de reducción de homicidios, un programa preventivo que además diagnostique y atienda los casos. Habría que diseñar una política pública más organizada y preparada.

libros





    Contenido Relacionado


  1. Alfaguara publicara inedito de bolanoEditorial Alfaguara publicará en noviembre la novela inédita de Roberto Bolaño
    marzo 3, 2016 3:46 pm
  2. Raul Sohr expone causas y razones del terrorismoRaúl Sohr expone causas y razones del terrorismo yihadista
    marzo 2, 2016 4:05 pm
  3. Centro cultural elena garro celebra dia mujerCelebrará el Centro Cultural Elena Garro el Día Internacional de la Mujer
    marzo 2, 2016 3:36 pm
  4. Vargas Llosa erhTrump, “payaso, demagogo y racista”, no ganará en EU: Vargas Llosa (Video)
    marzo 1, 2016 5:44 pm
  5. cinco esquinas la nueva novela de vargas llosa‘Cinco esquinas’, la nueva novela de Mario Vargas Llosa (Video)
    marzo 1, 2016 3:33 pm
  6. mario“No me gusta aparecer en Hola”: Vargas Llosa
    marzo 1, 2016 9:33 am
Escribe un comentario

Nota: Los opiniones aquí publicadas fueron enviadas por usuarios de Aristeguinoticias.com. Los invitamos a aprovechar este espacio de opinión con responsabilidad, sin ofensas, vulgaridad o difamación. Cualquier comentario que no cumpla con estas características, será removido.

Si encuentras algún contenido o comentario que no cumpla con los requisitos mencionados, escríbenos a [email protected]
 
Agustín Carstens dejará Banxico el 1 de julio de 2017.
Será gerente del Banco de Pagos Internacionales.