No me siento dependiente del Ejecutivo: Castro Estrada, aspirante a la Corte
Senadores del PT y PRD hicieron múltiples cuestionamientos a Castro, propuesto por EPN para ocupar una de las dos vacantes para Ministro de la Suprema Corte de Justicia.
04
Foto: Senado

El aspirante a ocupar el cargo de ministro en la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN), Álvaro Castro Estrada, compareció ante senadores de la Comisión de Justicia, donde fue cuestionado por su actuación en asuntos como el accidente en la mina Pasta de Conchos, su cercanía a la Iglesia Católica y “grupos conservadores”, y sobre temas como aborto, eutanasia y la legalización del uso de la mariguana, entre otros.

Pero uno de los temas que más se abordó fue su cercanía al poder político, pues ha ocupado diversos cargos públicos:  desde abril es director de Asuntos Jurídicos del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública, en el actual gobierno de Enrique Peña Nieto; entre 2012 y 2015 fue magistrado presidente del Tribunal Federal de Conciliación y Arbitraje; previamente fue coordinador de asesores del Secretario de Gobernación; antes estuvo en la Secretaría del Trabajo…

Ante ello, el senador del PT, Manuel Bartlett, le dijo en su comparecencia:

“…El Presidente escoge a 3 para que se cuiden sus intereses allá (en la Corte). Y esto no considero esté el Presidente –no usted, ¿eh?; el Presidente- haciendo uso de esa facultad por una visión de Estado de buscar personas no vinculadas a sus intereses sino al contrario, con una personalidad absolutamente independiente.

“Yo le preguntaría a usted de asuntos inmediatos. Hablaba usted de la facultad de atracción, se lo preguntaron hace un momento. Qué le parece que la Suprema Corte no atrajo las reformas más importantes que pudieron haber hecho a la Constitución de 1917 y sus reformas. No; se negó atraerlo.

“Y el caso de Carmen Aristegui, por ejemplo, una violación absoluta a la libertad de expresión.

“Una Suprema Corte que se jactaba de haber estado construyendo una teoría de la libertad de expresión sólida, no atrajo el asunto de Carmen Aristegui.

“Dice, al retirarse el señor Ministro Silva: en este esfuerzo por ser autónomas, independientes, no hubo razón de Estado. Lo dijo. Bueno, pues no queremos que haya ninguna posibilidad de que haya razón de Estado.

“Por eso ya le digo: no es usted el responsable. Usted sí tendría una responsabilidad en aceptar la designación y el cargo (…)

“¿Se considera usted ser capaz?, independientemente de todas sus virtudes y currículum, que respeto, ¿ser capaz de ser ministro de la Suprema Corte de Justicia y juzgar de manera independiente?, sin que esos 30 años de luchar dentro del Ejecutivo y últimamente también en torno de estos temas.

“¿Considera usted que puede desempeñar el cargo de manera independiente?”, preguntó Bartlett, quien además sostuvo que la Suprema Corte sí ha actuado acatando “razones de Estado”.

Álvaro Castro Estrada afirmó que “de ninguna manera” se siente “en una suerte de dependencia con el Ejecutivo Federal”. 

“Yo le puedo decir que yo no me acerqué en ningún momento a solicitar el ingreso en la terna para ser ministro de la Suprema Corte de Justicia de la Nación“, confesó el candidato.

“A mí se me llamó el miércoles 12, recuerdo la fecha exacta, para decirme ¿puedes venir a la Consejería Jurídica? Sí, de qué se trata. Y ahí se me comunicó esta honrosa distinción, debo decir evidentemente, pero no tenía más que el mérito de haberse revisado por la Consejería Jurídica, no sé, los asesores del señor presidente, sobre esta candidatura, sobre esta posibilidad, de acuerdo a la formación personal, académica, magisterial, jurisdiccional, administrativa y una carrera pública honesta y productiva en lo que yo puedo apoyarme”, abundó.

“No alcanzo a ver si hubiese una vinculación previa o alguna consideración de otra naturaleza que pudiera ser. Entonces, cuando usted me dice ¿cómo lo demuestro? (la independencia) Pues bueno, estar siendo como soy, como he sido y como quiero ser, con una mayor responsabilidad por la altísima encomienda que esto significa y porque estoy absolutamente consciente de la importancia que para este país tiene la Suprema Corte de Justicia y buscaré, siguiendo el Código de Ética que está aquí, cumplirlo puntualmente como un hábito, como una manera de ser, como una introspección, una introyección, en una incorporación de estos valores que he venido practicando y que ahora se me da la oportunidad, si ustedes así lo determinan, de poder ejercer en la cúspide del Poder Judicial, una función tan trascendente como esta”, reviró Castro a Bartlett, a quien no le respondió temas como el caso Aristegui.

Sobre esto último también lanzó una pregunta el senador del PRD, Armando Ríos Pitter, quien le dijo al candidato: “Dado que la Suprema Corte de Justicia no quiso atraer el caso de Carmen Aristegui, la pregunta es ¿si usted lo hubiera atraído o no?”. 

Castro volvió a evadir esa pregunta, junto con otras:

“Respecto de las varias preguntas, evidentemente yo, se lo quisiera decir muy claro, yo no quisiera hacer un juicio tan rápido y tan radical respecto de asuntos que no conozco en toda su entraña.  Aquí evidentemente conoce uno más, muchas veces las propias definiciones que en prensa se dan. Y no quiero decir que estén deformados o no, simplemente son síntesis o son aspectos que no pueden profundizar.

“Yo creo que para ser responsable en una opinión fundada y motivada sobre estos asuntos, tendría que tener muchos más elementos de los que tengo. Sino, con todo gusto, señor senador, lo haría.

“No es que no pueda entrar al estudio. Lo que pasa es que necesitaría conocer el expediente para ver realmente cuáles fueron las motivaciones últimas para poder arribar a estos resultados”, concluyó. 

Pasta de Conchos

En tanto, la senadora del PRD, Dolores Padierna, se refirió al caso de los mineros que murieron en Pasta de Conchos:

“Usted fue destituido, no es que usted haya pedido licencia a su cargo que desempeñaba como Subsecretario del Trabajo.

“Fue destituido por emitir un extrañamiento, por escrito, al senador García Cervantes, cuando éste solicitaba reabrir la investigación de la muerte de 65 mineros en Pasta de Conchos y no solamente no resolvieron la crisis de Pasta de Conchos, sino que la profundizaron.

“Hoy aquí usted le llama a ese hecho incidente, pero la Suprema Corte de Justicia le llamó siniestro; la sociedad civil le llamó crimen industrial, pero llámese como se llame fue, sin duda alguna, una tragedia nacional que todavía consterna a México porque ha quedado en total impunidad.

“Es un hecho, dice aquí usted que ya presentó un peritaje, que el peritaje tenía; lo conocimos ese peritaje, fue muy conocido, y ese peritaje explicaba las condiciones”, refirió.

Sin embargo, apuntó que en el caso de Pasta de Conchos “hubo negligencia, hubo omisión, hubo irresponsabilidad o hasta complicidad entre la Secretaría del Trabajo” en la que trabajó Castro.

Al respecto, el aspirante a la Corte respondió:

“Uno de los aspectos que me gustaría que quedara claro, es que como afirmé en mi intervención anterior relacionado al asunto de Pasta de Conchos, este siniestro, no incidente, incidente fue el que tuve con el senador; el siniestro, grave siniestro, doloroso el siniestro, se realizó el 19 de febrero del 2006. Nosotros entramos el 1 de diciembre del 2006; esto ya se había dado.

“No es que rehuyamos alguna responsabilidad en lo que a nosotros nos compete, pero evidentemente no puede atribuirse a una administración que no estaba en funciones“, sentenció.

(Con información del Senado)



Temas relacionados:
Justicia
Poderes
SCJN


    Contenido Relacionado


  1. 04Veo con claridad que MVS puede ser autoridad: Alejandro Gómez, aspirante a la Corte
    diciembre 2, 2015 6:57 pm
Escribe un comentario

Nota: Los opiniones aquí publicadas fueron enviadas por usuarios de Aristeguinoticias.com. Los invitamos a aprovechar este espacio de opinión con responsabilidad, sin ofensas, vulgaridad o difamación. Cualquier comentario que no cumpla con estas características, será removido.

Si encuentras algún contenido o comentario que no cumpla con los requisitos mencionados, escríbenos a [email protected]
 
Inflación se acelera y sube 3.31% en noviembre
Es la más alta desde el 4.08 por ciento que registró en diciembre