Víctima de abusos renuncia a comisión “antipederastia” del Vaticano
La “falta de colaboración” de algunas oficinas de la Curia Romana fue lo que llevó a Marie Collins a dejar la comisión.
(Foto: Reuters)

Marie Collins, víctima de abusos por parte de un sacerdote en su infancia y prominente miembro de la comisión “antipederastia” del Vaticano, anunció hoy su renuncia a ese grupo y acusó “falta de colaboración” de algunas oficinas de la Curia Romana.

Nombrada por el Papa Francisco como integrante de la Comisión Pontificia para la Tutela de los Menores de la sede de la Iglesia católica, desde que fue creada en 2014, presentó su dimisión en un diálogo con el presidente de ese organismo, el cardenal Sean O’Malley, y en una carta dirigida a Francisco.

“El santo padre aceptó la renuncia de la señora Collins con un profundo aprecio al trabajo a favor de las víctimas y sobrevivientes de los abusos de parte de clérigos”, indicó una nota de la comisión.

Además, en su carta al pontífice, Collins “manifestó su frustración por la falta de cooperación con la comisión de parte de otras oficinas de la Curia Romana”.

Aunque la renuncia fue presentada el 13 de febrero pasado, se hizo efectiva este miércoles.

No obstante, O’Malley invitó a la mujer a seguir colaborando con la comisión ocupando algún “rol educativo”, por su “excepcional conocimiento” y “el impacto de su testimonio como sobreviviente”.

Por otro lado, en un comunicado público, la propia Marie Collins sostuvo que se presentaron “algunos escollos” al trabajo de la comisión, creada por el Papa con el objetivo de prevenir y sensibilizar los abusos sexuales contra menores en la Iglesia católica.

Entre estos obstáculos detalló la “falta de recursos”, las “estructuras inadecuadas para el apoyo al personal”, la “lentitud de movimiento” y la “resistencia cultural”.

“El problema más significativo ha sido la renuencia de algunos miembros de la curia del Vaticano a poner en práctica las recomendaciones de la comisión, a pesar de haber sido aprobadas por el Papa”, precisó.

Más adelante acusó a la Congregación para la doctrina de la Fe, la sección del Vaticano encargada de los procesos eclesiásticos contra los curas pederastas, de no implementar un tribunal contra los obispos negligentes y encubridores de estos casos.

Según Collins, esa oficina habría argumentado unas “no especificadas dificultades legales” para no poner en práctica el tribunal, una medida aprobada por el Papa Francisco en junio de 2015 por recomendaciones de la comisión.

Advirtió que algo similar pasó con algunas medidas que debían tomarse contra superiores religiosos negligentes que debían entrar en vigor el pasado 5 de septiembre pero que, hasta ahora, no se sabe si han sido puestas en práctica o no.

“La renuencia de algunos en la curia del Vaticano a poner en práctica recomendaciones o cooperar con el trabajo de una comisión cuando el objetivo es mejorar la seguridad de niños y adultos vulnerables en el mundo entero es inaceptable”, estableció.

“¿Conduce la política interna a esta renuencia, miedo al cambio, clericalismo que inculca una creencia que ‘ellos saben más’ o una actitud cerrada, que ve el abuso como un inconveniente o vinculado a viejas actitudes institucionales?”, añadió.

En otro pasaje de su descargo, la mujer denunció que algunas oficinas de la sede de la Iglesia católica desoyen la orden del Papa de que todas las cartas que llegan de parte de víctimas de abusos reciban una respuesta.

Afirmó que esa situación demuestra cómo ha sido manejada la crisis de los abusos sexuales en la Iglesia católica: con “palabras finas” en público y “acciones contrarias” en privado.

Lamentó que en sus tres años de trabajo no haya podido sentarse con el Papa para hablar de su trabajo y, en su nota, le pidió que otorgue a la comisión el poder para vigilar sobre la implementación de las recomendaciones que se aprueben.

Solicitó también un otorgarle un presupuesto “adecuado” e “independiente” para su trabajo y quitarle las restricciones para el reclutamiento de personal especializado de fuera del Vaticano.

No es la primera salida de la Comisión de Tutela de los Menores de una víctima de abusos y que se da en medio de un gran clamor mediático, en febrero de 2016 otra de las víctimas que integran el grupo, Peter Saunders, tomó un “periodo de descanso”.

Tras afirmar públicamente que el Papa Francisco “no hizo nada contra los abusos” y, al contrario, es “parte del problema”, se informó que Sanders se ausentaría temporalmente de su labor para “considerar de qué manera puede apoyar mejor al trabajo de la comisión”.

Pero ese periodo aún no concluye, porque él aún no regresa a su lugar. Así, la comisión ha quedado conformada por 16 integrantes, entre clérigos y estudiosos en la materia. (NTMX)



Temas relacionados:
Mundo
vaticano




    Contenido Relacionado


  1. Alienta Papa Francisco a construir puentes en vez de muros
    Febrero 25, 2017 10:59 am
  2. Papa Francisco celebra a la Virgen de Guadalupe (Video)
    Diciembre 12, 2016 1:43 pm
Escribe un comentario

Nota: Los opiniones aquí publicadas fueron enviadas por usuarios de Aristeguinoticias.com. Los invitamos a aprovechar este espacio de opinión con responsabilidad, sin ofensas, vulgaridad o difamación. Cualquier comentario que no cumpla con estas características, será removido.

Si encuentras algún contenido o comentario que no cumpla con los requisitos mencionados, escríbenos a [email protected]